Páginas vistas en total

martes, 10 de junio de 2014

El regimiento más antiguo de Europa empezó siendo un tercio español y combatió contra Napoleón.

El regimiento más antiguo de Europa empezó siendo un tercio español y combatió contra Napoleón
Batalla de Rocroi, en la que combatió el primitivo Soria nº 9

Con más de medio milenio de historia a sus espaldas, el actual Regimiento de Infantería Ligera Soria número 9 puede vanagloriarse de ser el más antiguo de Europa. Esta unidad es, por lo tanto, un pedacito de historia viva cuyos miembros hoy en día armados con fusiles de asalto-, combatieron hace cientos de años pica en ristre como un Tercio español, con primitivas armas de pólvora contra Napoleón e, incluso, a sablazo limpio en los cálidos páramos africanos durante la Guerra de Marruecos. 

Conocido como el Regimiento Sangriento por su actuación en la batalla de Rocroi, su bandera es venerada en la actualidad como una reliquia que atesora cientos de años de recuerdos en sus bordados.  Parte de la memoria de este regimiento se ha podido conocer gracias a la última exposición inaugurada el pasado mayo en el salón de actos del Instituto de Historia y Cultura Militar. En ella, se pueden apreciar más de 21 réplicas de las banderas, guiones y estandartes más representativas de la historia militar de España. Entre estas insignias de enorme calidad hay una que resalta la del Regimiento de Infantería Ligera Soria 9, la unidad que cuenta con uno de los pasados más sangrientos de nuestro país. 

El Tercio de Nápoles
Para poner fecha al nacimiento del Regimiento Soria es necesario viajar hasta el SXVI, tiempo en el que Fernando V (el Católico) envió 5.000 hombres hacia Italia para ayudar al Papa a combatir contra los gabachos. «El Regimiento de Infantería Ligera Soria 9, desde su creación el año 1505, como Tercio de Zamudio -a los pocos años Tercio de Nápoles- ha participado en multitud de acciones relevantes», afirma, en declaraciones a ABC, el ilustrísimo señor Don Juan Carlos Royo Martínez, Coronel Jefe del Regimiento de Infantería Ligera Soria nº 9.  Años después, durante una época en la que un bisoño Carlos I (V para los alemanes) cogió las riendas de un inmenso imperio del que formaba parte España, esta unidad dio sus primeros pasos en la historia al adquirir nombres y apellidos. 

Y es que, obligado a defender sus territorios italianos recién adquiridos de los franceses, al monarca no le quedó más remedio que organizar la infantería hispana que había en estas regiones en los denominados «Tercios viejos». Fue en una de esas regiones donde se creó, con unos 3.000 soldados, el «Tercio de Nápoles», primer nombre oficial que recibió el actual Regimiento de Infantería Ligera. Por entonces el calendario marcaba 1537 (aunque la unidad ya portaba este apelativo desde 1513).  Entre sus primeros hechos de armas memorables, y antes de ser conocido como el «Tercio de Nápoles» es decir, cuando vagaba por las tierras italianas como una mero contingente de combate este regimiento participó en el asedio y la conquista de la ciudad de Bastia, la cual habían arrebatado los franceses al Papa. En esta contienda, el antiguo Soria se distinguió con creces. Posteriormente, esta unidad participó en varias batallas de vital importancia, aunque no siempre salió victorioso (claro ejemplo de ello es que fue incluido en el viaje de la Armada Invencible). 

Rocroi, el combate que valió un apodo
Más de un siglo después, cuando en España todavía se combatía a base de arcabuz y pica, el «Tercio de Nápoles» se dio de mandobles por España en la batalla de Rocroi, acaecida en 1643 y en la que nuestro país se jugaba las judías contra los galos. «A pesar de las incontables victorias que el Regimiento ha ganado por España, paradójicamente la batalla más recordada y en cuya fecha se celebra todos los años el aniversario de creación del Regimiento es la Batalla de Rocroi, la primera derrota de los Tercios Españoles», añade el militar a ABC. Allí, donde se sucedió la última gran derrota de los míticos tercios ante el infame duque de Enghien, este Regimiento luchó hasta la muerte mientras multitud de soldados italianos y alemanes huían despavoridos ante las continuas cargas de los militares galos. 

El regimiento más antiguo de Europa empezó siendo un tercio español y combatió contra Napoleón
Bandera sencilla del Reg de Infantería Soria

La unidad, que recibía las órdenes de Bernardino de Ayala, conde de Villalba, quedó absolutamente diezmada por las bajas tras el intenso combate.  «Durante la batalla, el Regimiento rechazó heroicamente, sin perder un palmo de terreno, los ataques del enemigo, hasta que, batidos en brecha por la artillería y completamente destrozados por la metralla, capitularon el puñado de héroes que sobrevivía. Al ser preguntado un oficial del Tercio por el ayudante del duque de Enghien sobre el número de hombres que había antes de comenzar la batalla, le respondió: “No tenéis más que contar los muertos”. En vista de tales hechos y de las honrosas heridas de aquellos valientes, después de la batalla se conoció a este Tercio con el nombre de Tercio de la Sangre, y por ello ostenta con orgullo en su escudo de armas el sobrenombre de “El Sangriento”», completa Arroyo. 

La guerra contra el francés  
En las siguientes décadas, el mítico «Tercio Sangriento» viajó desde España hasta los confines del mundo conocido (Flandes, África, Pensacola y Perú entre otros) para hacer frente a los enemigos de la patria. En todas las regiones y países, y usando diferentes denominaciones, demostró sus arrestos y decisión en el combate abierto hasta que, en 1715, recibió el nombre de «Regimiento de Soria». 

Ese mismo año, participó en la conquista de Mallorca por parte de los Borbones.  Sin embargo, fue durante la Guerra de la Independencia cuando demostró (otra vez más) su compromiso con España. En aquellos años Napoleón había invadido la Península, y sólo unos pocos valientes se atrevieron en un principio a batirse a tiros en contra de sus tropas imperiales. Precisamente una de las unidades que combatieron a sangre y fuego fue el «Sangriento», la cual era conocida por entonces como el Regimiento de Infantería Soria nº 8.  Entre las múltiples contiendas que libraron sus hombres contra el pequeño corso, se destaca su participación en la batalla de Vich (al noroeste de Barcelona). En esta región, los hispanos lanzaron una gran (y descoordinada) ofensiva sobre los franceses en la que participaba el Soria al mando de José María Torrijos. Durante el ataque, el «Sangriento» pudo tomatr varias piezas de artillería enemigas y logró resistir, durante un extenso período de tiempo y contra cientos de enemigos, los continuos contragolpes de las veteranas tropas galas.  «Por aquel entonces sus divisas (los colores de la pechera, la bocamanga y los faldones por detrás) eran morados, aunque vestían de blanco, como el resto del ejército español. 

El Soria y Torrijos loraron tomar la batería central francesa, pero después de aguantar tuvieron que replegarse porque la descoordinación de las tropas españolas, que no llegaron a la vez a combatir contra los galos», afirma, en declaraciones a ABC, Esteban Alcántara, secretario de la asociación Histórico-Cultural Torrijos 1831, la cual lleva 13 años investigando sobre el tema y celebraron el 500 aniversario del regimiento Soria con una recreación histórica de la unidad.  No menos heroica fue la actuación del «Sangriento» en la batalla de Altafulla. Corría por aquel entonces el año 1812 cuando los soldados hispanos que se encontraban en las afueras de Tarragona recibieron el ataque de una fuerza gabacha superior en número. A pesar de que trataron de defenderse hasta la extenuación, finalmente los españoles tuvieron que retirarse a Igualada (a 67 kilómetros de Barcelona) bajo la protección de varias unidades que cubrían la huida y que perdieron una gran cantidad de hombres. En esta contienda, el Soria tuvo que rendir un homenaje póstumo a 400 caídos y se vio obligado a recuperar su bandera de manos galas tras serle arrebatada. Sin embargo, hicieron otra muesca en la empuñadura de la Historia.

Última etapa y actualidad 
En las décadas posteriores, el «Sangriento» no se perdió conflictos como las Guerras Carlistas. Su primer batallón combatió también en Cuba entre 1895 y 1898 hasta su pérdida definitiva por parte de las tropas hispanas. Finalmente, el Soria también se dejó ver en tierras africanas concretamente, en la zona de Larache durante la campaña desarrolla por el ejército español y, tiempo después, también disparó en la Guerra Civil e Ifni. 

No fue hasta el Siglo XX cuando recibió su denominación actual, la que perdura recordando aquellos días de gloria. Y es que, a pesar de que hace unos pocos años llevaron a cabo misiones con su fusil de asalto a la espalda en lugares como Yugoslavia o Afganistán, siempre es bueno no olvidar las raíces, aunque éstas procedan de la antigua pica y el primitivo arcabuz. «Actualmente el Regimiento se encuentra encuadrado en la Brigada de Infantería Ligera Canarias XVI, teniendo su guarnición en la Isla de Fuerteventura (Las Palmas), donde continua su adiestramiento para mantenerse en permanente disponibilidad para su empleo donde España lo demande», destaca el Coronel Jefe del Regimiento de Infantería Ligera Soria nº 9. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook         

El BAM 'Relámpago' hace escala en Abu Dabi.

Embajador recibiendo honores

 El Buque de Acción Marítima (BAM) “Relámpago” que actualmente se encuentra operando dentro de la Fuerza Naval de la Unión Europea (EUNAVFORCE) de la Operación Atalanta en contra de la piratería en el Océano Índico, recibió durante la mañana del día 03 de junio la visita del embajador de España en Abu Dabi, José Eugenio Salarich Fernández de Valderrama. El embajador en el BAM con los honores de ordenanza, para posteriormente realizar una visita de todo el buque y mostrarle las bondades de los modernos sistemas con que cuenta el “Relámpago”. 


La visita sirvió para intercambiar puntos de vistas de la situación de la región del Golfo en general y de los Emiratos Árabes en particular, así como conocer de primera mano las posibilidades de la industria nacional en este país. Al día siguiente una comisión de la Marina Guerra de Emiratos Árabes fue recibida por el comandante del “Relámpago”, capitán de corbeta Isidoro Junguito Carrión, para realizar una visita técnica al BAM. Durante la visita también estuvo presentes personal de la empresa española Navantia y el embajador de España en Abu Dabi. La visita transcurrió por las zonas más significativas del barco, comenzando con una breve exposición de las capacidades del buque por parte del personal de Navantia en la Cámara de Oficiales, para luego recorrer todas aquellas zonas de las cuales ofrecían mayor interés por parte de los miembros de la Marina de Guerra emiratí. Esta visita ha supuesto una gran oportunidad para estrechar los vínculos entre la Armada Española y la Marina de Guerra de Emiratos Árabes. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook         

6.000 horas de vuelo del destacamento “Orión” en la operación “Atalanta”.


El 27 de enero de 2009, un avión P.3 a los mandos de la tripulación del primer contingente del destacamento “Orión” efectuaba su despegue desde la base aérea francesa nº 188 “Coronel Massart” de Yibuti para una misión de reconocimiento y patrulla marítima en aguas de Somalia. Después de diecinueve relevos de contingente y treinta y cinco rotaciones de tripulación, otro avión P.3 aterrizaba el día 8 de junio de 2014 en esa misma base tras realizar otra misión similar en la costa central de Somalia. 

Se alcanzaban, cinco años y medio después, 6000 horas de vuelo y 800 misiones como parte de la fuerza desplegada para la primera operación aeronaval de la Unión Europea cuyo objeto es combatir la piratería en el cuerno de África dentro de la operación “Atalanta”. En alcanzar este hito han contribuido centenares de miembros de las Fuerzas Armadas españolas, en su mayoría del Ejército del Aire y pertenecientes a tres de sus unidades: el Grupo 22 de Fuerzas Aéreas del Ala nº 11 con base en Morón de la Frontera (Sevilla), el Ala nº 48 con base en Cuatro Vientos (Madrid) y el Ala nº 49 con base en Son San Juan (Palma de Mallorca). Durante este esfuerzo continuado realizado por España es el único país que ha mantenido un destacamento de vigilancia y patrulla marítima durante toda la operación que demuestra nuestra solidaridad y compromiso con la seguridad y estabilidad internacionales, se han desplegado dos sistemas de armas diferentes: el ya mencionado y contrastado P.3 y el novedoso D.4 VIGMA que ha recibido aquí su bautismo en operaciones internacionales. 

Atrás quedan participaciones en servicio de los intereses de España como las realizadas en apoyo de la resolución de los secuestros del pesquero “Alakrana” el 3 de octubre de 2009 o del “Vega” 5 el 31 de diciembre de 2010 ambos por parte de piratas somalíes. Otras acciones relevantes con repercusión internacional fueron la del petrolero “Smyrni” o, más recientemente, el dhow “Al Nazir”. Estas y todas ellas realizadas con el único objetivo de proporcionar seguridad a los españoles y cooperar solidariamente con nuestros aliados de la Unión Europea en ese esfuerzo colectivo de proporcionar paz y estabilidad a esta zona del mundo. En este recorrido histórico, tampoco podemos ni debemos olvidar a nuestros tres compañeros del 19º Contingente del destacamento “Orión” heridos en el atentado suicida ocurrido el 24 de mayo de 2014 en Yibuti. Son los miembros del Destacamento Orión pasados y presentes los verdaderos protagonistas de este hito. Su profesionalidad, sentido del deber esfuerzo y dedicación en el cumplimiento de su misión al servicio de la sociedad española y la comunidad internacional están reflejados en cada una de esas 6000 horas de vuelo y 800 misiones. Su ejemplo debe servir de acicate para los futuros contingentes en la continuación de un trabajo bien hecho y útil para los intereses de España. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook         

“Somos el único país que ha perdido tres Eurofighter y ha tenido bajas mortales”.


Four Eurofighter Typhoon Air Forces United in Exercise
Eurofighters del Ala 11 en la pista de Morón de la Frontera (Sevilla).

Al mediodía de ayer, un Eurofighter monoplaza del Ala 11 del Ejército del Aire, a los mandos del capitán Fernando Luna Carrascosa, se estrellaba en la cabecera de pista de Morón de la Frontera cuando se disponía a realizar un aterrizaje Defensa aún no confirma si se había activado el protocolo de aterrizaje de emergencia. El capitán Luna Carrascosa, natural de Madrid, casado y con una hija, perdía la vida en el que es el tercer accidente mortal de un Eurofighter en España, 11 años después de que se activara oficialmente el primer escuadrón el de Morón de la Frontera.

Con este último accidente, España se convierte en el único país de todos cuantos operan Eurofighters –Reino Unido, Italia, Alemania, Arabia Saudí y Austria- en registrar víctimas mortales. La primera baja por accidente fue la de un teniente coronel de la Royal Saudi Air Force que se encontraba en España recibiendo un curso de formación, cuyo aparato biplaza iba acompañado de un instructor español- se estrelló contra el suelo en Morón sin que su asiento fuese eyectado. España, además, también es el único país que ha perdido aparatos en accidentes. En concreto 3: uno en noviembre de 2002 en Toledo los dos pilotos que iban a bordo se eyectaron y salieron ilesos, el de Morón en 2010 y el de ayer, también en la pista sevillana.

Incredulidad en el Aire
Fuentes del Ejército del Aire consultadas por El ConfidencialDigital aseguraron ayer haber recibido con incredulidad la noticia del accidente, a la vez que recalcaban el nefasto balance de mortalidad del Eurofighter en España.
Según recuerdan estas fuentes, entre el resto de operadores, el percance más grave fue el sufrido en 2008 por un Eurofighter británico que sufrió daños al aterrizar en la base de China Lake (Estados Unidos), pero la aeronave pudo ser reparada. En España, en enero de este mismo año, otro Eurofighter británico se vio obligado a aterrizar de emergencia en el aeropuerto de Santiago de Compostela al quedarse sin combustible.

“Pudo tratar de salvar el avión”
Fuentes del Ejército del Aire, con experiencias similares a sus espaldas,  afirman que según los detalles que ha dado a conocer oficialmente Defensa, lo más probable es que el avión hubiera sufrido algún tipo de percance en pleno vuelo. Aseguran que se han dado decenas de casos de pilotos que, saltándose el protocolo que dicta que el avión debe subir a una altura considerable para permitir el salto seguro del piloto habrían tratado de salvar el aparato hasta el último momento.

Según explican, el caso es podría ser similar al último accidente de un caza F-5 en Talavera la Real en 2012. Un caso que está siendo investigado actualmente por la justicia militar, para dilucidar si se trató de una negligencia. Aquel 2 de noviembre de 2012,  el instructor Ángel Álvarez Raigada, de 38 años, falleció al estrellarse el F-5 que pilotaba contra la pista. El alumno Sergio Santamaría de Felipe, de 23 años, resultó herido grave, y posteriormente se confirmó que se había quedado parapléjico. La avería del F-5 fue comunicada a la torre de control 18 minutos antes del accidente. Se analizan los registros de radio vea el vídeo con las conversaciones publicado por el diario El País, en los que se comprueba que el piloto que iba a los mandos trató de salvar el aparato sin éxito, estrellándose en la cabecera de la pista. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook         

La F-105 llega a Arabia Saudí para apoyar la labor comercial de Navantia.


La fragata “Cristóbal Colón”, el buque más moderno con el que cuenta la Armada española, amarró ayer en el puerto de Jeddah para realizar una escala técnica y apoyar la labor comercial de Navantia, que opta a hacerse con parte del contrato con el que el Gobierno de Arabia Saudí quiere ampliar y modernizar su flota. Una delegación de la Marina del país árabe, acompañada por el delegado en la zona de la compañía naval pública española, visitó la F-105, que en estos momentos y hasta el próximo mes de julio ejerce como buque de mando de la Segunda Agrupación Naval Permanente de la OTAN –SNMG-2–. 

Navantia tiene depositadas muchas esperanzas en este contrato del que todavía se desconocen, por ejemplo, el número preciso de fragatas, que podrían oscilar entre cuatro y seis. Cada buque de estas características generaría alrededor de 3,8 millones de horas de trabajo, más del triple que el buque de acción marítima (BAM) para la Armada y que el flotel para la petrolera Pemex. Tras la escala, la F-105 continuará patrullando la región en el marco de la operación antipiratería “Ocean Shield”. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook         

El futuro del Centro de Formación de Tropa depende de la reorganización de Defensa.

Desde el Ejército de Tierra se asegura que no pueden adelantar nada sobre el futuro de los centros de formación de tropa (CEFOT). Actualmente hay dos, uno situado en Cáceres y otro en San Fernando, pero según se recogía en las previsiones de la reestructuración de Defensa la intención era quedarse con uno, ante los recortes a los que está sometido el Ministerio, e ir reduciendo los efectivos de tropa y marinería. Es decir, que el futuro del centro que se ubica en Camposoto depende de los planes de reorganización y por el momento Defensa ni asegura su permanencia ni certifica su cierre. El año pasado, San Fernando respiraba. Defensa anunciaba la clausura del de Cáceres en mayo de 2012, lo que convertía al acuartelamiento de Camposoto en el único lugar donde instruir a los nuevos soldados del ejército de Tierra. El Ministerio expuso que el cierre era temporal pero tras las críticas sobre la viabilidad de estas instalaciones, los recortes y la pérdida del centro en Calatayud, desde Extremadura se expresó el temor de las instituciones, partidos políticos y entidades sociales a que fuera definitivo. 

Tras una profunda reforma se volvió a abrir y ahora desde la región extremeña se expresa alivio, pues consideran que será el de Cáceres el que se mantendrá abierto en el caso de que la reestructuración determine el cierre de uno de los dos CEFOT que sigue prestando servicio. En todo caso será ya para el año 2015 puesto que en este se han anunciado dos convocatorias, una que entra ahora y otra en octubre. De acuerdo a la distribución de las plazas de tropa y marinería recogidas en la convocatoria, que fue publicada en el Boletín Oficial del Estado, el primer ciclo de selección de personal de este año cubre 2.000 plazas de tropa y marinería, entre los ejércitos de Tierra y Aire y la Armada. El grueso de las plazas son de Tierra, hasta un total de 1.500 y los alumnos serán formados en el Cefot número 1, con sede en Cáceres, y en el Cefot número 2, son sede en San Fernando. En concreto, al centro cacereño le corresponden 762 y al de Cádiz 738. El resto de las plazas se distribuyen entre la Armada, 300, y el ejército del Aire, 200. El plazo de presentación de solicitudes para la segunda convocatoria se iniciará el día 16 de junio y estará abierto hasta el 7 de julio. El 10 de octubre se asignarán las plazas y el 20 de octubre se fija como día para la incorporación de los alumnos a sus centros de formación con el número de alumnos por concretar. (J.R.G.)
 

Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook