Páginas vistas en total

viernes, 13 de junio de 2014

Los Regimientos de Artillería Antiaérea nº 81, nº 71 y de Costa nº 4 continúan con su formación.

Jornadas COAAAS-M en la base General Almirante
Jornadas COAAAS-M en la base General Almirante
Preparación para el ejercicio Artillero Azul
Preparación para el ejercicio Artillero Azul
Obús del RACTA nº 4 en el ejercicio en Tarifa
Obús del RACTA nº 4 en el ejercicio en Tarifa


El Regimiento de Artillería nº 81 ha desarrollado entre el 4 y 5 de junio las III Jornadas sobre el Centro de Operaciones de Artillería Antiaérea Semiautomático Medio (COAAAS-M) y radar RAC-3D en la base "General Almirante" de Marines (Valencia). La finalidad del evento se ha enfocado en actualizar conocimientos y procedimientos de empleo en el mantenimiento de material, así como en la identificación de los problemas comunes a transmitir en la cadena de mando, para su análisis y solución. Se ha contado con la asistencia de representantes de todos los Regimientos componentes del Mando de Artillería Antiaérea, así como del Regimiento de Artillería Mixto nº 94, del Grupo de Artillería Antiaéreo Ligero VI/30 y VI/32, de la Academia de Artillería y del Parque y Centro de Mantenimiento de Sistemas Antiaéreos, Costa y Misiles. 

En estas jornadas se ha innovado con respecto a las anteriores, estableciéndose cuatro grupos de trabajo independientes (FDC, Radar RAC-3D, Monitorización y MAPO/Mantenimiento) donde los asistentes han tenido la oportunidad de aportar su experiencia y conocimientos. Asimismo, continuando con su labor de formación constante, el Regimiento de Artillería Antiaérea nº 71 ha participado en el ejercicio "Artillero Azul", que ha tenido lugar en el acuartelamiento "Capitán Guiloche" de Fuencarral y en el Campo de Tiro y Maniobras de "El Goloso", ambos en Madrid, del 2 al 5 de junio. Durante las maniobras, que incluyeron una jornada de instrucción continuada de 30 horas, se constituyó una Unidad de Defensa Antiaérea formada por un COAAAS-Medio y Ligero, un Centro de Operaciones e Información, un Centro de Operaciones Logísticas, un radar de vigilancia y alerta RAC-3D y RAVEN 2D, un núcleo de fuego constituido por dos secciones de cañones de 35/90 mm con dirección de tiro Skydor y un pelotón de misiles Mistral.

En el transcurso del ejercicio, los futuros sargentos de Artillería Antiaérea de la XXXIX promoción que realizan sus estudios en la Academia de Artillería, han participado en tareas de instrucción y adiestramiento en puestos tácticos tan diversos como el de auxiliar del oficial director de fuegos, operador de radar, jefe de pieza, pelotón y puesto de tiro, operador de la dirección de tiro... etc. El Regimiento de Artillería de Costa nº 4 obtiene su certificación como unidad de Defensa de Costa Unidades del Regimiento de Artillería de Costa nº 4 han participado del 4 al 6 de junio en un ejercicio con fuerzas en el destacamento de Punta Camarinal situado en Tarifa (Cádiz), para evaluar orgánica y operativamente a su unidad de Defensa de Artillería de Costa (UDACTA) 3C. Este examen viene motivado porque la UDACTA 3C será la unidad que estará en disponibilidad durante el segundo cuatrimestre del año. Para ello, la Plana Mayor del Regimiento desplazó a la zona equipos de evaluación y simulación. La Batería de Obuses de 155/52 mm  de la unidad ejecutó ejercicios de tiro con fuego real, empleando el procedimiento de tiro de persecución sobre blanco ficticio mediante la dirección de tiro móvil SDT 9KA-410. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

Finaliza el ejercicio “MAR-41” de las fragatas F-100 en las costas gallegas.

Cuatro fragatas F-100 han realizado esta semana el ejercicio MAR-41
El LHD "Juan Carlos I" ha sido uno de los buques que han colaborado en el adiestramiento
Con el BAC "Cantabria" se han realizado ejercicios de aprovisionamiento

Las fragatas de la clase F-100 ‘Álvaro de Bazán’, ‘Almirante Juan de Borbón’, ‘Blas de Lezo’ y ‘Méndez Nuñez’, pertenecientes a la 31ª Escuadrilla de Escoltas, han llevado a cabo entre los días 9 y 13 de junio los ejercicios MAR-41 frente a las costas gallegas. Su objetivo ha sido incrementar el adiestramiento en guerra antiaérea, operaciones con helicópteros, aprovisionamiento en la mar, control de tráfico marítimo y guerra asimétrica. Los “MAR-41” son ejercicios de carácter periódico diseñados para aumentar el nivel de preparación de las dotaciones en las operaciones más habituales que se llevan a cabo a bordo de las fragatas. Para la conducción de estos ejercicios se ha contado con la colaboración de diferentes unidades de la Armada, entre las cuales cabe destacar la participación los días 9 y 10 del ‘Juan Carlos I’ con una Unidad Aérea Embarcada formada por helicópteros AB-212 y aviones AV-8B. Con este buque, que se encuentra actualmente realizando un Crucero de Instrucción con alumnos de la Escuela Naval Militar, se realizó adiestramiento en procedimientos de guerra antiaérea y manejo de helicópteros en cubierta.

Los días 11 y 12 tomó parte en estos ejercicios el buque de aprovisionamiento de combate ‘Cantabria’, realizando ejercicios de aprovisionamiento en la mar, transbordando tanto combustible como repuestos, operaciones de control del tráfico marítimo y guerra asimétrica. Además, por parte de la Fuerza de Acción Marítima, participaron en las maniobras los patrulleros ‘Serviola’ y ‘Centinela’ y el remolcador ‘Mahón’. En diversas fases del ejercicio han participado también unidades de Infantería de Marina al haberse programado diferentes ejercicios de guerra asimétrica y control del tráfico marítimo a los que se unieron lanchas rápidas y un Equipo Operativo de Seguridad (EOS) del Tercio Norte embarcado en la fragata ‘Méndez Núñez’. Además, se ha aprovechado el ejercicio para que alféreces de fragata alumnos y guardiamarinas de la Escuela Naval Militar así como sargentos alumnos de las escuelas de especialidades fundamentales “Antonio de Escaño” y la Graña embarquen en los diferentes buques que han tomado parte del ejercicio. (J.R.G.)

Fuente: http://www.armada.mde.es/

Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

Defensa reabre el concurso para la adquisición de más de 734 camiones todo terreno.

Ejercito de Tierra Iveco-Pegaso M250

El Ministerio de Defensa ha reabierto, tras su suspensión en abril, la licitación del Acuerdo Marco para la adquisición de 734 nuevos camiones medios y pesados todo terreno por un importe cercano a los 154 millones de euros, impuestos incluidos. El contrato es uno de los más esperados del sector terrestre de la industria de Defensa y hay varias empresas interesadas, aunque algunas fuentes consideran que la compañía mejor posicionada es IVECO Defence Vehicles España, actual suministradora del camino en servicio en el Ejército.

Según el Pliego de Prescripciones Técnicas de la licitación, la previsión es adquirir entre 2014 y 2019 una familia de vehículos que abarque diferentes tipos con distintas variantes y versiones de camiones medios de tipo autobastidor con una carga útil de al menos 4 tonaladas de carga útil, camiones pesados de al menos 10 tn y camiones pesados capaces de transportar hasta 15tn. En el pliego se señala, además, que es deseable que esté desarrollado un tipo, variante o versión cabeza tractora todo terreno, con los tres tipos de góndolas utilizadas en las Fuerzas Armadas, de 32.000 kg, 55.000 kg y 70.000 kg. Se obtendrán así, partiendo de una plataforma base, una gama de vehículos que permita obtener sinergias entre los diferentes tipos, consiguiendo facilitar la logística y reducir los costes logísticos de material.

Defensa contempla en concreto la adquisición en los próximos seis años de un total de:
- 523 camiones para el Ejército de Tierra (433 de 4 toneladas, 50 de 10 tn y 40 de 15 tn),
- 29 para el Ejército del Aire (8 de 4 toneladas, 14 de 10 tn y 7 de 15 tn),
-36 para la Armada (14 de 4 toneladas, otros 14 de 10 toneladas y 8 de 15 toneladas) y
- 146 para la UME (83 de 4 toneladas, 56 de 10 tn y 7 de 15 tn).

Por anualidades, el acuerdo marco contempla la adquisición de 71 camiones en 2014, 107 en 2015, 144 en 2016, 140 en 2017, 136 en 2018, y los otros 136 restantes a lo largo de 2019. La vida útil de estos vehículos se planea que sea de quince años o superior. Según el pliego de prescripciones, el precio máximo del camión medio para carga general es de 172.720, siendo la versión más cara el carrozado grúa (hasta 7 tn), con un precio de 333.160 euros. Respecto al camión pesado de 10 toneladas, los precios previstos oscilan entre los 246.290 y los 469.830 euros. Las distintas versiones del camión pesado 15 toneladas costarán entre 276.420 y 460.000 euros. En el capítulo de equipamiento opcional, el kit de protección balística nivel 1 tendrá un precio máximo de 56.700 euros y la protección minas nivel 2/2ª de 56.540. El órgano de contratación es la Junta de Contratación del Ejército de Tierra, que tramitará el expediente (número 209112013900100) por procedimiento abierto y carácter ordinario. El plazo de obtención de pliegos concluye el 25 de julio y la recepción de ofertas el 31 de ese mismo mes.

Anulación por un recurso
El Consejo de Ministros autorizó a finales del pasado noviembre este Acuerdo Marco y los contratos necesarios para la adquisición de los camiones que contempla. En ese anuncio se indicó que para lograr “la eficacia de las operaciones conjuntas y combinadas, es preciso que los vehículos logísticos sean interoperables entre los tres ejércitos y con nuestros aliados”. El anuncio de licitación fue publicado a principios de enero de este año, pero en marzo la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia interpone un recurso contra la cláusula 7.1.B.1 del Pliego de Cláusulas Administrativas Particulares del expediente del Acuerdo Marco.

La Junta de Contratación del Ejército, tras examinar con detenimiento  el contenido de dicho oficio, “y pese a estimar   que   la   cláusula   impugnada   fue   incluida   en los pliegos   por   razones debidamente justificadas de carácter estrictamente logístico y presupuestario, y no con la intención de conculcar la libertad de establecimiento estipulada en el artículo 18.2.a).1° de la Ley 20/2013, de Garantía de Unidad de Mercado, atendiendo a las dudas que pudiera suscitar su redacción y con el fin de evitar  problemas   de  interpretación  futuros”, aprueba en abril la suspensión del procedimiento. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

España se queda con un solo submarino tras una avería en el ‘Galerna’.


Un panorama desolador. Así explican fuentes de la Armada española la situación actual de las unidades submarinas. Con los S-80 retrasados por fallos de diseño, el ‘Tramontana’ en los astilleros y el ‘Galerna’ averiado, tan sólo queda un buque, el ‘Mistral’, para vigilar 7.800 kilómetros de costa española.

La avería del ‘Galerna’
Hace pocas semanas, según ha podido saber El Confidencial Digital de fuentes militares, el submarino ‘Galerna’ resultó averiado durante unas maniobras navales rutinarias de las que no se ha informado oficialmente en una zona próxima a Francia explican. En concreto, resultó dañado el acumulador de la planta hidráulica principal, una pieza sensible para el funcionamiento del buque. Actualmente, el ‘Galerna’ se encuentra en el Arsenal de Cartagena para ser reparado, y su dotación está en tierra a la espera.

Según indican fuentes de la Armada a El Confidencial Digital, una avería de estas características puede suponer dejar inoperativoal submarinoentre uno y dos meses mínimo, explican. La reparación de esta pieza requiere el desmontaje y sustitución de las piezas que han fallado, así como las pruebas posteriores para certificar su buen funcionamiento. El coste de estas reparaciones ronda los 40.000 euros, y la Armada lo adjudica en procedimiento negociado sin publicidad. El buque está al final de su vida operativa, tras tres décadas de servicio. Será dado de baja, previsiblemente, en 2016. Hace exactamente dos años, en junio de 2012, el 'Galerna' fue protagonista de otra avería. Cuando se disponía a entrar en el puerto de Cartagena para participar en unas jornadas de puertas abiertas, el buque chocó durante las maniobras de atraque y sufrió una fuga en el caso. Lo contó ECD por aquel entonces.

Sólo queda el ‘Mistral’
Con la pérdida temporal del ‘Galerna’, a la Armada tan sólo le queda operativo un submarino: el S-73 ‘Mistral’, que cumplió 30 años en 2012. El buque pasó su última gran carena entre 2012 y febrero de 2014, cuando tras su evaluación volvió de nuevo al servicio activo. Con estas tareas, la vida del ‘Mistral’ puede alargarse hasta cinco años más para coincidir con la transición de la clase S-70 a los nuevos S-80.

El ‘Tramontana’ inmovilizado
Además, avería del ‘Galerna’ se produce menos de un mes después de que el Gobierno anunciase la entrada del submarino ‘Tramontana’ a la grada de Navantia en Cartagena para someterse a una gran carena. Un proceso largo y costoso unos 42 millones según lo anunciado por el Gobierno, a pagar a plazos que supone el desmontaje pieza apieza del buque, su limpieza y reparación, y su montaje. Se estima un plazo aproximado de dos años para cumplir esas labores, dependiendo de cuanto se alarguen las pruebas de mar posteriores. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

Expal mostrará en Eurosatory su oferta de soluciones en municiones, propulsantes y sistemas de armas.


La empresa española expondrá su oferta de soluciones en áreas como el apoyo indirecto de fuegos, que incluye las municiones, los sistemas de información, la integración de los sistemas de armas en tierra o sobre vehículos y los sistemas de observación avanzada que  incorporan el uso de UAV´s. Destacará asimismo  sus municiones de altas prestaciones para artillería, que está siendo integradas por Expal en los cañones en dotación de distintos ejércitos, o su familia de bombas tipo MK que, en consorcio con BAE Systems, ha integrado en el Eurofighter.


La empresa desarrolla una intensa labor de I+D+i en el área de propulsantes, que le permiten  llevar a cabo programas específicos y ofrecer soluciones innovadoras, como el regraneo de motores cohete. Otras propuestas en áreas como material de ingenieros y EOD donde se incorporan sistemas como el sistema de protección de zonas SAZEC, desarrollado para el Ministerio de Defensa español, o el PROTECTOR, un UGV de uso contra  IED, se podrá ver también en su stand. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

Eurofighter analiza armar al Typhoon con misiles antibuque.


Con la vista puesta en posibles nuevos contratos de exportación, el consorcio Eurofighter está analizando las posibilidades del mercado para incorporar al Typhoon capacidad de ataque naval. Hay dos clientes de exportación, Qatar y Malasia, que habrían solicitado esta capacidad, por lo que se están estudiando diferentes opciones de misiles. Una de ellas es el Harpoon, de la estadounidense Boeing, otro es el Marte y el tercero es la versión naval del misil Brimstone, ambos desarrollados por el grupo europeo MBDA. Este último ha desarrollado la versión Sea Spear del Brimstone, que ya ha sido probada contra oleadas de pequeñas embarcaciones, a diferencia de los Harpoon, Marte o Exocet de mayor tamaño y que pueden destruir buques mayores.

La selección de cualquiera de estas armas requerirá un proceso de integración en la plataforma, pero esta no se llevará a cabo hasta que el cliente lo solicite. Para el fabricante es importante ofrecer esta capacidad puesto que los potenciales rivales ya tienen esta capacidad, caso del Rafale de Dassault con el misil Exocet, el F/A-18 super Hornet que ya ha integrado el Harpoon y el Gripen de Saab que puede portar el misil RBS 15 de Saab Bofors Dynamics.

Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

Las últimas novedades de los submarinos S80 de Navantia.



Navantia ya trabaja a marchas forzadas en la segunda unidad de los submarinos S80 tras los problemas detectados en la primera, lo que obligaron en 2013 a parar su construcción, para disponer de la primer S80 en 2017. Desde entonces, Navantia ha reforzado el equipo al frente del proyecto nombrando a principios de 2014 un nuevo director del programa y del astillero de Cartagena, el vicealmirante retirado José Manuel Sanjurjo Jul.

Además, para los trabajos de rediseño tanto el Ministerio de Defensa como la Armada y Navantia cuentan con el asesoramiento de la consultora estadounidense Electric Boat-US Navy, de General Dynamics, una de las principales compañías con la que trabaja el Pentágono para el desarrollo y construcción de sus submarinos. Esta semana se ha conocido que Defensa ha optado por la empresa Técnicas Reunidas para el desarrollo del sistema de Propulsión Independiente del Aire (AIP). Una tarea encomendada hasta ahora a la empresa Abengoa, cuya filial Hynergreen hizo el primer prototipo. La razón para buscar un nuevo socio tecnológico es que el AIP es una de las grandes bazas comerciales de los S80. Se trata de un motor que le permite estar sumergido hasta 20 días, sin necesidad de tener propulsión nuclear, gracias a la combinación de una pila de combustible y un motor eléctrico.

Cuánto le cuesta a la Armada no tener los nuevos submarinos S80 en 2015
El retraso en la entrega de los nuevos submarinos ha obligado a los responsables de Defensa a incrementar el gasto en mantenimiento y puesta a punto de los veteranos submarinos S70, en servicio desde mediados de los años 80. En 2013 se llevó a cabo la actualización del S73 Mistral, por valor de 30 millones de euros, y recientemente el Consejo de Ministros ha anunciado la aprobación de 40,9 millones más para la modernización y puesta punto lo que en términos naúticos se llama ‘gran carena’ del S74 Tramontana. Unos trabajo que conllevan, durante 18 meses, prácticamente desmontar pieza a pieza cada submarino y volverlo a ensamblar modernizando sus sistemas más obsoletos. (J.R.G.)

Fuente: http://www.onemagazine.es/

Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

La Armada interviene un torpedo alemán de ejercicios en Mazarrón.


La Armada ha recogido en aguas de Mazarrón (Murcia) un torpedo de ejercicios tipo G-7 que había sido localizado en mayo por un buceador deportivo. Este tipo de artefactos fue empleado por los submarinos alemanes y españoles durante la época de la Segunda Guerra Mundial. La Armada destacó a la zona al buque auxiliar “Las Palmas” con un Equipo de Desactivación de la Fuerza de Medidas Contraminas para extraer el artefacto, sumergido a unos 13 metros de profundidad en las proximidades del puerto deportivo de Mazarrón. El Equipo de Desactivación de Explosivos inspeccionó el artefacto y una vez catalogado como un torpedo G-7 de ejercicios sin carga explosiva, preparó el dispositivo para sacarlo del agua en modo seguro. 

El proyectil tiene unas dimensiones de 7,16 metros de largo y 53 centímetros de diámetro, y pesa 1.538 kilos. El buque auxiliar ‘Las Palmas’, después de varias horas de trabajo junto con los buceadores del equipo de desactivación, izó y subió a bordo el torpedo para su traslado a la Estación Naval de la Algameca en Cartagena. Al carecer de carga explosiva, su manipulación se ha realizado sin ningún tipo de peligro. La desactivación de explosivos bajo el mar y en la costa es una competencia exclusiva de la Armada, que cuenta para ello con unidades de buceo especializadas y personal especialista en desactivación de explosivos submarinos y en técnicas de inutilización de minas. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook          

¿Es verdad que el Eurofighter accidentado iba a interceptar un caza ruso?


La especulación se ha desatado en torno al accidente que sufrió el lunes un Eurofighter en la base aérea de Morón de la Frontera (en el que falleció su piloto, el capitán Lluna). Sin embargo, nosotros te explicamos qué estaba haciendo realmente cuando se estrelló. El servicio de alerta de los cazas consiste en que, durante las 24 horas del día, todos los días del año, haya aviones preparados para despegar de manera inmediata con la misión de garantizar la seguridad de los cielos españoles y de intervenir en caso de peligro. En los tiempos actuales ha habido diversas noticias sobre la inseguridad del espacio aéreo, que van desde los ataques con aviones a las Torres Gemelas de Nueva York el 11 de septiembre de 2001, hasta la ‘desaparición’ de las pantallas de los radares de grandes aviones de pasajeros como el Boeing 777-200 de Malaysia Airlines el pasado 8 de marzo.

Entre estos dos extremos se registran también incidentes menores que afectan al uso correcto del espacio de soberanía española, y que han de ser controlados rigurosamente para evitar males mayores. Por ejemplo, aviones que no cumplen el plan de vuelo declarado a las autoridades aeronáuticas (origen, destino, ruta, etc.), que vuelan de manera sospechosa, o simplemente, que resultan desconocidos. La seguridad del cielo español hace que los aviones de caza en servicio ‘de alerta’ deban estar con todos sus sistemas recién revisados, con los depósitos de combustible llenos, los misiles montados en las alas y el cañón con sus municiones. A apenas 25 metros permanecen el piloto con su mono y equipo anti-G puesto, el mecánico y el armero, que forman el equipo de servicio durante esas 24 horas. Desde la llegada de la orden de despegue urgente del caza, llamada ‘scramble’, hasta que el avión ya está dirigiéndose hacia el objetivo, apenas transcurren unos minutos. La aeronave vuela con el postquemador desde el primer momento, y preparada como si se dirigiera a un combate aéreo. Además, se alerta a otro piloto por si se ha de llevar a cabo otro despegue urgente.

EN TENSIÓN CONSTANTE
Dado que las emergencias no tienen por qué surgir, porque son de naturaleza imprevisible, puede haber días en los que no se produzca un ‘scramble’. Por ello, y para mantener el estado de máxima alerta a los pilotos que desempeñan este servicio y que no dejen de entrenarse, en ocasiones se ordena un despegue aunque no haya un peligro identificado, y el piloto es dirigido a ‘interceptar’ cualquier otro avión del Ejército del Aire que esté haciendo su propio vuelo. Pueden ser otros cazas, o aviones de entrenamiento C-101, a los que se toma como ‘malos’. 

Esto no perjudica la seguridad del espacio aéreo español porque, de aparecer un problema, el controlador interrumpe el ejercicio y, en breves segundos, redirige al caza, que pone el postquemador, hacia el verdadero problema. El alcance del radar y las comunicaciones garantizan la eficacia de la interceptación. Este ejercicio era, precisamente, el que había llevado a cabo el capitán Lluna cuando ocurrió el accidente. Por eso iba armado con misiles con cabeza ‘de guerra’ es decir, que llevan carga explosiva, y con munición para su cañón.

MISILES Y PROYECTILES
Por otra parte, es preciso decir que los misiles, como toda munición de guerra con carga explosiva como son las granadas de mano, de mortero, de artillería y los cohetes están provistos de diversos mecanismos de seguridad que impiden su explosión accidental y si no se han dado determinadas condiciones. Las espoletas es decir, los mecanismos de precisión que provocan la explosión de la carga tienen seguro ‘de caída’ para que una caída accidental al suelo en las operaciones de traslado y montaje en el avión no cree una situación de peligro, seguro ‘de distancia’ para que, una vez disparado, hasta que no se ha alejado una buena distancia de su lanzador, impida la explosión y otros mecanismos de seguridad.

LOS ACCIDENTES AÉREOS
Aún es muy pronto para referirse a las causas del accidente y hay que esperar a las conclusiones a las que llegará la comisión de especialistas nombrada para averiguarlas, lo que suele exigir complejas y largas investigaciones. En general, se considera que, en un accidente como este, no hay una sola causa, sino la combinación de varias que, aunque aisladamente no causarían mayores problemas, interrelacionadas podrían provocar una pérdida de sustentación y la caída del avión. No ha de olvidarse el hecho de que los cazas modernos carecen, prácticamente, de capacidad de planeo; son inestables por naturaleza, para obtener de ellos la máxima maniobrabilidad. 

Se sustentan gracias al vuelo a gran velocidad, manteniendo ésta siempre por encima de un mínimo importante, y a las constantes aciones de ajuste de las superficies de control manejadas por ordenador. Las causas que provocarían una disminución de la velocidad podrían estar en esta lista, o ser otras: una puntual bajada de potencia de uno de los motores, haber chocado con un ave de gran tamaño una avutarda, una gaviota, un buitre, un funcionamiento puntualmente deficiente de los mecanismos que controlan la sustentación del avión como los flaps o los alerones, una presentación errónea de los datos en el panel de control,… También hay factores que pueden afectar al piloto, como son la ‘visión negra’ y la ‘visión roja’, causadas por las grandes aceleraciones que sufren en los virajes, al alterar la distribución del caudal sanguíneo por todo el cuerpo. Para compensarlo, los pilotos llevan el ‘traje anti-G’ que funciona automáticamente apretándoles las piernas para evitar que la sangre se desplace hacia ellas.

SIEMPRE LA SEGURIDAD
En el Ejército del Aire se actúa siempre bajo la premisa de la seguridad, tanto del funcionamiento de los aparatos como el de los pilotos. Para garantizarlos, se hacen constantes revisiones a los primeros y reconocimientos médicos anuales a los segundos que, además, están inmersos en un continuo proceso de adiestramiento, porque, de lo contrario, sus capacidades se verían mermadas. Aún así… los accidentes ocurren. Descansa en paz, capitán Lluna. (J.R.G.)


Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook         

España ganó por goleada a Holanda... ¡hace 400 años!



A principios del S. XVII, los territorios portugueses de Brasil estaban integrados en la Monarquía Hispánica porque, años atrás en 1581, el rey Felipe II había sido reconocido por las Cortes portuguesas como rey de Portugal, al haber muerto sin descendencia el anterior, Enrique I. En 1598, los holandeses quisieron conquistar Salvador de Bahía el más importante puerto de Brasil, territorio portugués y fracasaron, pero en 1624 lo consiguieron. ¿Qué querían? Hacerse con el mayor puerto americano de exportación de azúcar, conquistar todo Brasil y llegar por tierra hasta las minas de plata del Perú español.

En 1624, la flota holandesa atacante estaba dirigida por Jacobo Willekens y, entre todos los barcos, sumaba más de 450 cañones y transpostaba 3.300 hombres de desembarco. La ciudad de Salvador de Bahía estaba protegida por murallas y dos fuertes, a uno y otro lado de la ciudad. Su gobernador, Diego Mendonça Furtado, estaba avisado de la llegada de los holandeses y mejoró las fortificaciones.

ASÍ TOMARON LOS HOLANDESES SALVADOR DE BAHÍA
Los holandeses empezaron su ataque bombardeando una pequeña fortificación y desembarcaron el 10 de mayo de 1624 unos 1.000 hombres, que la ocuparon fácilmente al igual que varios buques fondeados en la bahía. La población de Salvador de Bahía evacuó la ciudad procedimiento habitual en ese tiempo, mientras que los holandeses invasores la ocuparon, la saquearon y se pusieron a la defensiva. Desde el exterior de la ciudad, las tropas portuguesas de la guarnición de Salvador de Bahía y las milicias se reorganizaron y pusieron cerco a su propia ciudad, cortando cualquier suministro a los holandeses. Desde la cercana población de Pernambuco hoy llamada Recife, también en la costa brasileña se mandó un barco a Lisboa para informar de la invasión holandesa, que llegó en julio de 1624.

LA RESPUESTA: LA FLOTA MIXTA HISPÁNICA
Inmediatamente, las autoridades portuguesas enviaron a Brasil barcos de guerra con tropas de refuerzo: dos a Pernambuco, tres a Bahía, uno a Río de Janeiro y otro a Angola. A continuación, se organizó en Cádiz -España- y en Lisboa -Portugal- una gran expedición conjunta para expulsar a los  holandeses de Salvador de Bahía. A su frente se puso al español Fadrique de Toledo, un veterano marino que era, desde 1617, el capitán general de la Armada del Mar Océano la flota que protegía la navegación entre América y España; además, había vencido varias veces en combates navales a holandeses, ingleses y piratas. (J.R.G.)

Puedes seguirme a traves de mis paginas Twitter y Facebook