Páginas vistas en total

sábado, 21 de marzo de 2015

CC Torrijos: "Navantia sería capaz de sacar un submarino S-90 un año y medio después del S-80".

En esta segunda parte de la entrevista que el capitán de corbeta Torrijos Colado mantuvo hace unos días con INFODEFENSA.COM, el oficial, destinado en el grupo de trabajo del programa del submarino español S-80, dirije la vista al futuro y advierte de la necesidad de no perder la experiencia que Navantia está acumulando con el desarrollo de este sistema cuando entregue los sumergibles que construye ahora. Torrijos Colado también destaca el desarrollo que este buque, al que compara con desarrollos como el Virginia americano o el Barracuda francés, tiene en los mercados internacionales, particularmente en Hispanoamérica.

En su momento se habló de que el S-80 podría ser el submarino convencional más avanzado del mundo. Ahora, tras los problemas y los consiguientes retrasos, ¿en qué lugar llegará a situarse cuando se ponga a flote?  
No ha perdido muchos escalones. El director del programa de Navantia comparaba el S-80 con el Seawolf americano, pero es que está por encima del Seawolf, es que está más cerca del Virginia [submarino predecesor del Seawolf]. En cuanto a plataforma, si lo comparas ahora mismo, es semejante al Virginia.

Pero el Virginia es un submarino nuclear.
Claro, pero no te fijes en que sea nuclear, fíjate en lo que los ingenieros llaman el estado del arte. El estado del arte del submarino –que sea todo integrado, con un sistema de combate integrado, etcétera – le sitúa un poquito por debajo, pero cerca de un Virginia, y eso no lo tiene ninguna otra nación que construya submarinos; no lo tiene Francia, no lo tiene Reino Unido, no lo tiene ninguna

¿Ni lo van a tener en el tiempo que le falta al S-80 para entrar en servicio?
El Reino Unido ahora está con el [programa de submarinos] Astute y va a tardar tiempo.  En cuanto al submarino francés, se trata del Barracuda, que es el nuevo proyecto que están haciendo y con el que el nuestro podrá estar a la par. Pero lo bueno que tiene y que siempre ha tenido Navantia, aunque está en el origen del problema [que afectó al S-80], es la integración, que es una cualidad que han copiado los rusos. 
Lo que tiene Navantia es que sí puede atender a un país que quiera un barco de 4.000 toneladas pero equipado con sistemas de otro. En cambio, los franceses y los alemanes lo que te ofrecen son sus sistemas, diciendo que te dan el buque llave en mano. Aquí no, Navantia es integradora: si el cliente le dice, por ejemplo: “Ponme el sistema de combate americano, el equipo de guerra electrónica alemán, etc.”, ella lo integra.

¿Construye buques más a medida?
Más a medida, que es lo que gustaba a los australianos, que quieren un submarino de 4.000 toneladas pero dejándole a ellos seleccionar qué sistemas querían. Navantia, no lo olvidemos, es una experta integradora, como ejemplifican las fragatas F-100. Navantia integra, lo que ocurre es que hay que dar el paso superior y aparte de integrar en un diseño con patente francesa, pues ha decidido hacer su propio diseño.

La opción de vender a Australia finalmente se ha perdido, pero usted afirma que sigue habiendo un amplio mercado para el S-80 ¿En qué países, en qué regiones está pensando?
Yo votaría por Hispanoamérica. Pero claro, allí ya están trabajando astilleros holandeses, los franceses también están allí, los alemanes también. A Navantia no se le ve allí. Yo veo a Navantia muy enfocada a buques de superficie, a las fragatas. En el astillero de Ferrol se hacen unos buques estupendos para España, ahora también para Australia y tal, pero al astillero de Cartagena [donde se construyen los submarinos] lo veo un paso por detrás. Nos falta dar el paso que supondrá la salida del S-80 y a partir de ahí… Ten en cuenta que todos los países sudamericanos están con submarinos que se encuentran en su tercer tercio de vida.

¿Debería comenzar a plantearse un nuevo programa para que los conocimientos adquiridos con el S-80 no se pierdan, como propone usted?
Esa es una de las ideas subliminares que yo quería decir. Si Navantia, que además subcontrata mucho, sabe que después la Armada española no le va a comprar y tiene que esperar a que alguien de fuera le pida algo, pues concluirá que tiene que deshacerse de personal y al final perderá conocimientos, experiencia. La solución ya la hacen el resto de marinas. Es un problema de percepción de la sociedad española. 

Para el francés, el americano o el británico la disuasión, la seguridad, la tienen muy en sangre y permiten que se gaste un 2 por ciento del PIB en defensa. Yo no pido eso, yo digo que para mantener la experiencia y lo demás hay que mantener tanto al astillero como a los suministradores –el que me ha hecho los motores y el resto de cosas–. Llámalo Defensa o llámalo cualquier otro ministerio, que tenga un tanto por ciento que ayude a mantener esas destrezas y que me permita por ejemplo continuar desarrollando nuevos sistemas. Estoy convencido de que después de que salga el submarino [S-80], Navantia en un año y medio es capaz de sacar el submarino S-90. No pongo la mano en el fuego, pero podría hacerlo: con lo que está aprendiendo ahora, es capaz de sacar un submarino S-90 en un año y medio.

Pero mientras ese momento llega, el problema ahora es que los actuales S-70 se están aproximando al límite de su vida operativa y el S-80 va a tardar un poco más, por lo que la flotilla de submarinos se encuentra en un momento crítico ¿no?
Claro, para mí la parte triste de toda la historia es el arma submarina, que al final, como el programa se va retrasando, está ahí con la soga al cuello, que es algo que no ha pasado en otros programas de otras naciones porque han tenido en su momento más capacidad de submarinos. Reino Unido, por ejemplo, cuando empezó el programa quizá tenía dieciocho submarinos, entonces claro, lo que han perdido es mucho tiempo, pero tienen más naves.
España tenía  ocho submarinos cuando se programó éste, o sea que ahora nos ha pillado. Pero no ha sido problema del programa, ha sido, como he dicho muchas veces, por una cosa que nos enseñaban los americanos, que es que hay que tener estabilidad. Significa que no puedes dejar de dar dinero al programa porque estemos en crisis. Si tú al astillero no le das dinero, entonces para de trabajar.

Los problemas han llegado en el peor momento: con la flotilla menguando, la crisis económica…
Claro. Pero la crisis no ha afectado mucho. Ten en cuenta que el techo de presupuesto ya estaba asignado. Lo único es que han ido programando los pagos a Navantia, pero el techo ya estaba y el submarino está casi pagado. Sí ha afectado por ejemplo al arma submarina.

¿En qué situación se encuentra ahora el programa? ¿Cuándo se podrá ver un S-80 operativo?
Te puedo dar la fecha oficial, que es a principios de 2018 o por ahí, y si te dijese otra cosa te estaría mintiendo, porque no lo sabemos. Ahora estamos trabajando en lo que te he contado de los procesos de gestión y tal. Una cosa fundamental es el planeamiento integrado, que no  había un planeamiento integrado del programa y eso te permite ver, al enlazar todas las actividades, cómo estás realmente. Ahora sólo hay estimaciones. Cuando empecemos a hacer el programa integrado creo que Navantia podrá decirnos cómo está de planificación en el próximo hito del programa, que será en octubre. (Jesús.R.G.)

Fuente: http://cazasyhelicopteros2.blogspot.com.es/

Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook                              

El PSOE avala en el Congreso el plan de CiU para que el Ejército salga de Barcelona.

El PP descarta cerrar el cuartel del Bruc de Barcelona

Vista aérea del Cuartel militar del Bruc, en Barcelona

Los nacionalistas catalanes (CiU y ERC) han llevado a la Comisión de Defensa del Congreso su precampaña para las elecciones municipales en Barcelona, más su programa de desconexión con España, y se han encontrado un aliado imprevisto: el Grupo Parlamentario del PSOE. A instancias del PSC, los diputados socialistas se han sumado a la petición del bloque independentista para hacerse con el cuartel del Bruc, principal instalación del Ejército en Barcelona. 

“Es el único establecimiento con plena operatividad en Barcelona para la Defensa”, decía Carme Chacón cuando era ministra de Defensa para rechazar esa misma petición de los nacionalistas que ahora admiten sus compañeros de escaño, aunque con la matización de que las Administraciones deben dialogar sobre su uso. El cambio de criterio del PSOE ante las aspiraciones de los partidos independentistas de suprimir la presencia de instalaciones del Ejército español en la capital catalana pilló por sorpresa al Grupo Popular, que se quedó solo frente al resto de la Cámara para rechazar anoche una proposición no de ley de CiU para promover ese plan de desconexión con el resto de España. El Bruc también sirve a los nacionalistas para la campaña de elecciones municipales en Barcelona: los terrenos del cuartel, para viviendas sociales. No obstante, la ausencia de otros diputados independentistas y de izquierdas permitió a la mayoría del PP salvar la situación por amplio margen después de criticar sus portavoces el cambio de posición del PSOE. 

“No habían cedido en los siete años y medio que estuvieron en el Gobierno”, recordó el diputado del Grupo Popular Daniel Serrano a los socialistas. El ministro de Defensa, Pedro Morenés. (EFE)El ministro de Defensa, Pedro Morenés. (EFE) La pluralidad de criterio del PSOE se confirmó al apoyar la iniciativa de CiU sobre el Bruc y rechazar otra en el mismo sentido de ERC para hacerse con otros dos edificios del Ministerio de Defensa en Barcelona: el Palacio de Capitanía General y el del Gobierno Militar. A la diputada Lourdes Muñoz le parecía negociable el Bruc y al diputado Joan Rangel (ambos del PSC y de Barcelona) una descarada maniobra independentista la aspiración de los republicanos con las otras dos instalaciones de Defensa. En el grupo de CiU (también dividido), Carles Campuzano reemplazó al portavoz habitual de Defensa, Jordi Xuclá, en la misión de postular la expropiación de terrenos de Defensa (5,4 hectáreas). Y lo hizo como si fuera una mera operación urbanística. Para los que rechazan la idea de la recalificación de terrenos, planteó la cuestión como una posición ideológica para mantener la bandera (de España). 

Por el Grupo Popular, Serrano y Ángeles Esteller replicaron que “el Ejército, en Barcelona, está en su casa”, recordaron que el cuartel del Bruc está plenamente operativo (hay unidades, oficina de reclutamiento y tiene funciones de administración de la región militar) y achacaron a los planes independentistas de CiU y ERC las proposiciones que defienden en el Congreso. De hecho, destacaron que en el ayuntamiento de Barcelona tiene 28 solares municipales vacíos, que no hacen viviendas sociales. “Ustedes están en una carrera para ver quién es más separatista o más antiespañol”, dijeron equiparando a los de Mas y los de Junqueras. El cuartel del Bruc, al principio de la Avenida Diagonal, es una de las zonas de Barcelona más apreciadas para operaciones urbanísticas. Es el centro administrativo del Ejército para toda la región militar del noreste de España, centro de formación y captación de reclutas, residencia de oficiales y centro académico de las Fuerzas Armadas. Es la referencia militar en la capital catalana, sobre todo después de la cesión (parcial) del Castillo de Montjuich al ayuntamiento de la Ciudad Condal en 2009. (Jesús.R.G.)


Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook                              

La OTAN presiona a Defensa: hay que acabar con los recortes en el Ejército.

Pedro Morenés recibe a Jens Stoltenberg en la sede del Ministerio de Defensa.
Pedro Morenés recibe a Jens Stoltenberg en la sede del Ministerio de Defensa

La advertencia más severa la recibió el Ministerio de Defensa a finales de 2013, tal y como publicó El Confidencial Digital. En informes anuales sobre el estado de operatividad las fuerzas aliadas, España figuraba al borde de la inoperatividad. El balance que hacía la Alianza sobre las Fuerzas Armadas españolas apuntaba que, en caso de mantenerse los recortes, la capacidad operativa quedaría por debajo del ‘estándar’ exigido por la OTAN. Una cuestión “preocupante” aseguraba entonces fuentes militares con acceso a documentación reservada. 

Entre las cuestiones que más habían despertado la atención de la Alianza se encontraban los recortes en materia de formación salidas al mar, maniobras con fuego real, horas de vuelo de entrenamiento y en materia de mantenimiento de armamento y vehículos carros ‘hibernados’, unidades dadas de baja prematuramente…. 

Una nueva advertencia 
La pasada semana visitó España el nuevo secretario general de la Alianza, el noruego Jens Stoltenberg. Se trató de su primer viaje oficial a Madrid desde que accediese al cargo el pasado 1 de octubre de 2014. Durante su estancia, Stoltenberg mantuvo encuentros con Felipe VI, Mariano Rajoy, el titular de Exteriores José Manuel García-Margallo y el ministro de Defensa, Pedro Morenés Eulate. El dirigente noruego se reunió con Morenés junto a una delegación de técnicos de la OTAN en la sede ministerial de Defensa, donde trataron diversos asuntos de actualidad. Se analizó el estado de la fuerza militar española y sus compromisos internacionales en Afganistán e Irak, así como la nueva Fuerza de Muy Alta Disponibilidad que España dirigirá el próximo 2016. Lo que no había trascendido hasta ahora, y que ha podido saber El Confidencial Digital de fuentes militares conocedoras de los detalles de dicho encuentro, es que la OTAN “trasmitió su preocupación por los recortes”. 

Según estas fuentes, Stoltenberg advirtió a Morenés que la nueva situación económica de España debería “permitir recuperar niveles de operativadad” anteriores a la crisis, o al menos, similares a los primeros años de ésta. El mensaje trasmitido apuntaba a que “otros socios ya han emprendido el camino de vuelta y están ganando operatividad y recuperando unidades”, algo que de momento no se ha experimentado en España. Hacía referencia, explican estas fuentes, a aquellas unidades que han tenido que ‘hibernar’ –almacenar en hangares y depósitos- carros de combate, vehículos o armamento por la imposibilidad de mantenerlo operativo con los presupuestos de los últimos años. Los técnicos que acompañaron a Stoltenberg querían saber el “coste económico real” que podría suponer para España la recuperación de esas unidades, ya que para volver a dejarlas operativas “es necesaria una inyección presupuestaria importante” aseguran las voces consultadas. 

Felicitación a Defensa
No todo fueron ‘palos’ en esa reunión con Stoltenberg y su equipo. Según afirman las fuentes consultadas, el secretario general de la OTAN felicitó a Pedro Morenés por el nivel mínimo de operatividad, necesario para defender a España y a sus socios, que se había conseguido mantener a pesar de las grandes dificultades presupuestarias. 

Además, trasladó su creencia en que España puede “marcar un hito” en la historia de la Alianza como anfitrión de una de las mayores maniobras militares de la OTAN, el ejercicio Trident Juncture 2015, que se celebrarán en la Península Ibérica el próximo otoño. (Jesús.R.G.)


Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook                              

¿Hay algún sitio en España donde te puedas proteger de un ataque nuclear?

Base aérea de Torrejón de Ardoz (Foto: Carlos Delgado)

Imagina que una amenaza nuclear se cierne sobre España. ¿Te has parado a pensar si podrías ponerte a salvo? El Ejército del Aire y la OTAN están ultimando un centro estratégico subterráneo capaz de resistir el impacto de una bomba de 2.000 kg… pero sólo para uso militar. Uno de los mayores expertos en búnkeres de nuestro país, José Antonio Pascual, nos revela qué opciones tenemos de sobrevivir a los peores ataques. Algunos medios de tirada nacional se hacían eco a principios de marzo de la construcción en la base militar de Torrejón de Ardoz del que estaría llamado a ser el búnker más grande de España. Un centro estratégico subterráneo de 10.000 m2 repartidos en cuatro plantas, en el que tendrían cabida tanto algunas unidades militares de las Fuerzas Armadas como algunas dependencias de la OTAN –financiado al 25 % por España y al 75 % por la Alianza Atlántica, siendo de momento el propietario el Ejército del Aire-. 

Sus paredes de hormigón tienen tres metros de espesor lo que, unido a los nueve metros de grosor del techo y a la capa de cobre que protege del pulso electromagnético, permtiría al búnker resistir el impacto de una bomba de 2.000 kg. El director de seguridad de la empresa SIAS –Servicios Integrales de Arquitectura y Seguridad-, José Antonio Pascual, valora positivamente las instalaciones que se están construyendo en Torrejón. En su opinión, y con los datos que se han publicado de él, el búnker “es muy moderno y bien diseñado para su función”. Pascual se muestra convencido de que “si está financiado por la OTAN, no se dejará nada al azar. Los búnkeres de estas características suelen tener un sistema de amortiguación con muelles para proteger la estructura de la onda sísmica que pueden causar una bomba o un terremoto”. Para resistir las bombas nucleares, en este caso se ha optado por la forma “de ‘sarcófago de hormigón’ aumentando los grosores de paredes y techo”. Son las estructuras “alargadas y abovedadas” las que aseguran que el búnker resiste tales impactos.

Imagen de los muelles del búnker de Cheyenne -EE.UU-.

Pero el búnker de Torrejón de Ardoz no estará destinado a la protección de civiles. La dificultad por parte de los gobiernos de garantizar un lugar en estas estructuras para el conjunto de la población de un país hace que este tipo de construcciones no suelan compensar el desvío de recursos, y se instalen específicamente en aquellas infraestructuras críticas. No hay que olvidar que tienen que tener depósitos de combustible y agua, y que es habitual equiparlos con dormitorios, letrinas, quirófanos, enfermerías, almacenes, etc; todo ello para subsistir en su interior durante largos periodos de tiempo. 

“Los países más avanzados del mundo, como EE.UU., Canadá, los países nórdicos, Rusia o China, no sólo poseen modernos búnkeres militares, sino que también se preocupan por ofrecer instalaciones para civiles. En España no hay”, explica Pascual. Si queremos resguardarnos en un búnker para civiles, los más cercanos están en Suiza: “Cualquier búnker suizo está preparado y operativo para personal civil”, explica Pascual; “las estructuras subterráneas del aeropuerto de Denver también parecen extraordinarias, y han dado lugar a muchas teorias cospiratorias… pero Suiza está a solo 900 km de la frontera de España, por lo que solo nos llevaría unas nueve horas de viaje en coche llegar hasta allí”. Fuentes consultadas por Onemagazine.es explican que en España se han llegado a hacer estudios para la construcción de búnkeres civiles, pero no se han hecho realidad. También se ha estudiado el aprovechamiento de las infraestructuras subterráneas existentes.
Pascual cree que incluso los búnkeres militares escasean en nuestro país: “No sólo son pocos los búnkeres militares en España, sino que además existe muy poca información al respecto. Los más conocidos son los de La Moncloa, Rota, el banco Santander, etc. No obstante, es sabido que en el municipio toledano de Quintos de Mora existe un gran bunker militar, parece ser que aprovechando una mina antigua. Ahí está ubicada una finca de caza privada del Gobierno de unas 7000 hectáreas [ver imagen inferior]. A escasos 300 metros hacia el sur, se encuentran unas instalaciones que podrían ser un cuartel y pista para aviones pequeños”. ¿Realmente existe esta construcción? Oficialmente -según publicaba el diario 'El Mundo' en el año 1994- formaba parte del llamado ‘Proyecto Orión’, impulsado en 1977, si bien las obras no se iniciaron hasta 1983. Al parecer, el proyecto se detuvo en 1988 por orden del entonces ministro de Defensa, Narcís Serra, debido a las dificultades que se estaban experimentando para construir el refugio antinuclear. 


Ahora bien, pongámonos en situación: se avecina un ataque nuclear y hay que elegir entre acudir al búnker de Moncloa, al de Toledo o al que se está terminando en Torrejón de Ardoz. ¿En cuál se refugiaría Pascual? El experto no tiene dudas: “En el de Toledo. Está en una zona más desértica y es el menos conocido”. Onemagazine.es ha intentado sin éxito hasta el momento ponerse en contacto con Defensa para confirmar o desmentir la existencia de esta estructura, así como los datos del búnker en construcción en Torrejón de Ardoz.
Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook