Páginas vistas en total

lunes, 20 de junio de 2016

El A400M para España hará su primer vuelo de prueba en julio.

El A400M destinado al Ejército del Aire / AIRBUS DS
El A400M destinado al Ejército del Aire con escarapela española y cruz de San Andrés

El primer avión de transporte militar Airbus A400M que recibirá el Ejército del Aire español ya ha está terminado y preparado para realizar los primeros test en tierra y el primer vuelo de prueba a mediados de julio. Según ha informado este viernes el consorcio aeronáutico europeo, este primer ejemplar de los 27 A400M que España se comprometió a adquirir ha finalizado su proceso de pintura, por lo que ya viste los colores de la bandera española. 

El avión, con número de producción MSN44, salió del hangar de pintura situado en la planta de San Pablo de Airbus Defence and Space en Sevilla y próximamente realizará los primeros tests en tierra, preparándose así para su primer vuelo a mediados del mes de julio. Si todo sale como está previsto, la entrega de este A400M ha sido programada para el próximo mes de septiembre. El resto de aviones se irán entregando en los próximos años, si bien el Gobierno quiere destinar a la exportación 13 de los 27 comprometidos debido a los problemas financieros por la crisis económica. (Jesús.R.G.)

Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook                               

Vídeo: Así se pinta el nuevo Airbus A400M en un minuto y medio.



Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook                               

El Mando de Operaciones Especiales 'moviliza' sus equipos con el apoyo de otras unidades.

En el ejercicio intervinieron distintas unidades

Misiones de reconocimiento especial, acción directa y de asistencia militar dieron pie a los equipos operativos que han participado en el ejercicio Mobility —que se ha desarrollado del 8 al 17 de junio en las provincias de Alicante, Valencia, Albacete y Murcia— a poner en práctica las técnicas y procedimientos de operaciones especiales que les son propios. 

Junto a las unidades del Mando de Operaciones Especiales —que ha diseñado y dirigido el ejercicio, en el que el Grupo de Operaciones Especiales “Valencia” III ha liderado a el Subgrupo Táctico de Operaciones Especiales formado para el mismo—, han participado también otras unidades. Entre ellas, las Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra, que aportaron seis helicópteros; una sección de Caballería del Regimiento “España” nº 11; un equipo de guerra electrónica de Regimiento de Guerra Electrónica nº 31, otro de Reconocimiento ligero NBQ del Regimiento NBQ; otro de desactivación de explosivos del Mando de Ingenieros; dos pelotones, uno de la Compañía de Reconocimiento Avanzado de la Brigada Paracaidista, y otro del Batallón de Policía Militar; una patrulla del Escuadrón de Zapadores Paracaidistas del Ejército del Aire; y, haciendo las veces de enemigo, la fuerza de oposición del Centro de Adiestramiento “San Gregorio”. 

En total, cerca de 300 militares. El ejercicio se ha planteado sobre dos tramas diferentes: por una parte el esfuerzo en degradar las capacidades de una organización terrorista con recopilación de información y distintas misiones a lo largo de siete días. Por otro lado el esfuerzo en localizar a dos rehenes secuestrados a través de infiltraciones y, tras su localización, el rápido lanzamiento de una operación de rescate. El ejercicio ha permitido el adiestramiento e integración de las diferentes capacidades de cada una de las unidades, objetivo principal del ejercicio. Con esta finalidad, los primeros días de las maniobras se dedicaron a ejercicios de coordinación. Una vez lograda, el siguiente paso fue la ejecución de diferentes supuestos tácticos en los que cada una de las unidades aportó sus capacidades a la resolución de las incidencias. (Jesús.R.G.)

Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook