Páginas vistas en total

jueves, 15 de septiembre de 2016

Navantia empezará los dos buques AOR para Australia en junio de 2017 en Ferrol.


Navantia comenzará a construir en sus astilleros de Fene-Ferrol los dos buques de aprovisionamiento de combate para la Royal Australian Navy en junio de 2017, según confirmó a ABC Francisco Barón, director de Navantia Australia. Estos dos buques -Auxiliary Oil Replineshment (AOR, en siglas inglesas)- forman parte del último contrato firmado por el astillero estatal español con la armada australiana, para la cual ya ha construido dos buques LHD (como el «Juan Carlos I»), doce lanchas de desembarco y gestiona el programa de tres destructores AWD, construidos en Australia. 

El contrato de los AOR fue ganado por Navantia frente a la otra oferta del astillero surcoreano Daewoo. «Se trata de un contrato muy importante para dar carga de trabajo a Navantia y a su industria auxiliar (aproximadamente 3 millones de horas y 4 años de trabajo asegurados). Además tiene asociado un contrato de mantenimiento de estos dos buques en Australia por un periodo de cinco años, lo que exige una importante capacidad local», explicó el ejecutivo español encargado de la expansión de Navantia en Australia. El gran desafío de la construcción de estos dos buques, inspirados en el «Cantabria» de la Armada Española, será el corto plazo de entrega estimado en dos años. De este modo, el primero de los AOR deberá entregarse en 2019 y el segundo en 2020. Tras la firma del contrato el pasado 5 de mayo, este programa se encuentra ahora en la denominada Preliminary Design Review (PDR), fase en la cual se comienza a definir el diseño final del buque. 

Paso previo para el primer corte de acero previsto en torno a junio de 2017. Este contrato está valorado en 647 millones de dólares australianos, unos 417 millones de euros. Para el astillero español tiene una especial importancia pues ha permitido consolidar a Australia como cliente, «que vuelve a repetir con nosotros en la construcción de sus buques, significa toda una reválida para Navantia», explica Francisco Barón. Los futuros AOR australianos tendrán su base en Sydney y en Perth, por lo que Navantia destinará trabajadores para las labores de mantenimiento en esas dos ciudades. En un futuro, Navantia aspira también a ganar un contrato en Australia para construir nueve fragatas, aunque en esta ocasión la construcción se realizaría íntegramente en suelo australiano. (Jesús.R.G.)

Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook                               

Top Secret: Churchill compró al régimen de Franco para que no entrara en la II Guerra Mundial.


El historiador Ángel Viñas explica en su nuevo libro cómo Churchill compró las voluntades de los generales próximos al dictador para que Franco mantuviera a España fuera de la II Guerra Mundial, según informa El Confidencial. Si bien hasta hace poco se creía que el habilidoso dictador español consiguió 'salvar a España' de participar en la II Guerra Mundial, las investigaciones realizadas por el historiador Ángel Viñas y publicadas en el libro 'Sobornos. De cómo Churchill y March compraron a los generales de Franco', parecen demostrar que, en realidad, la 'neutralidad' española mantenida durante la contienda mundial fue fruto del dinero de Londres. La negativa de Hitler a aceptar las demandas territoriales que planteó Franco a cambio de que España entrara en la guerra también enfrió la posibilidad de que Madrid se alineara con Roma y Berlín. Para su operación, Churchill contó con la colaboración de uno de los personajes más oscuros del siglo XX español: el banquero y contrabandista Juan March. 

Él fue, según las investigaciones llevadas a cabo por Viñas, el conductor de los fondos provenientes de Londres. Sobre el sistema de pagos, Viñas asegura que "March les daba pequeñas sumas en efectivo pero el grueso del dinero se depositó en cuentas en el extranjero, en Nueva York y en Ginebra". El historiador también habló acerca de uno de los momentos cruciales de la historia reciente de España, cuando Franco y Hitler mantuvieron una reunión en Hendaya (sur de Francia) para hablar sobre los términos en los que España tendría que entrar en guerra junto a Berlín. "[Hitler] Le dijo que el objeto de aquella entrevista era determinar en qué medidas eran compatibles los intereses alemanes, españoles y franceses de cara al reparto colonial. Hitler no quería que el Ejército del Marruecos francés se revolviera contra el régimen de Vichy y Petain tampoco. Así que cuando Franco pidió que le dieran Marruecos en contrapartida por entrar en la guerra, Hitler le dijo que no", afirmó. 

Entre otros planes, Viñas explica la inquietud que sentía Londres ante una posible invasión de Gibraltar por parte de Franco y los planes que los británicos tenían para arrebatar las Islas Canarias a España en caso de que esta entrara en guerra. Preguntado sobre la llamada Ley de Memoria histórica del año 2007 y sobre cómo la sociedad española ha interpretado su pasado, Viñas se ha mostrado contundente. "No se puede cerrar el pasado en falso. Cuidado, que las heridas de la Guerra Civil no se hayan cerrado del todo no significa que la sociedad española no sea una sociedad pacífica y democrática. Lo es. De lo que se trata es de hacer inteligible el pasado y un pasado tan mitificado por el franquismo exige un ajuste de cuentas con el franquismo mismo. Hay que abrir los archivos, desclasificarlos… España debe ser el único país en el que sales a hacer pícnic al bosque, abres las tarteras y de pronto te encuentras una fosa. ¿En qué otro país de Europa ocurre eso?", se preguntó el historiador. (Jesús.R.G.)

Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook                               

Cuatro militares españoles ilesos tras pisar su blindado una mina en Libano.



Imagen del blindado español tras explotar la mina que pisó.

Cuando apenas falta un día para que se cumplan diez años de la participación de España en la misión de la ONU en Líbano, la explosión de un artefacto al paso de un blindado español parecía que iba a empañarlo todo, aunque al final todo ha quedado en un susto. Eran las 15:30 (hora local) cuando un vehículo «Lince» con cuatro cascos azules a bordo se encontraba realizando tareas de observación entre las regiones de Ebel el Saqi y Qiam, a poco más de un kilómetro al sur de la base española «Miguel de Cervantes». 

Cuando concluyeron, el blindado dio marcha atrás y la rueda trasera pisó un artefacto que se encontraba fuera de la vía y explotó. Los ocupantes resultaron ilesos y sólo se registraron daños materiales en las ruedas del vehículo. Inmediatamente, los ocupantes del segundo vehículo han organizado un cordón inicial de seguridad y se han desplazado al lugar una unidad de protección y apoyo desde el cuartel general del Sector, incluyendo un equipo de desactivación de explosivos (EOD), y una célula de estabilización, ha confirmado el Ministeriod e Defensa en un comunicado. Tras el incidente, las investigaciones se han centrado en averiguar si lo ocurrido había sido un ataque premeditado o si, por el contrario, ha sido un artefacto perteneciente a una guerra pasada, una de las miles de minas que inundan el sur del país y que los uniformados se afanan en desactivar. Todos los indicios, según fuentes militares, apuntan a lo segundo, a un explosivo antiguo fuera del camino.

El contingente español desplegado en Líbano está compuesto por 600 militares, la mayoría de ellos pertenecientes a la Brigada Paracaidista «Almogávares VI» (BRIPAC), junto a los que se encuentran efectivos del Regimiento «Lusitania» 8 y de la Agrupación de Apoyo Logístico 11. El grueso se encuentra en la base «Miguel de Cervantes» de la localidad de Marjayoun, desde donde la Brigada española lidera el control del sector Este. Al mando de todos ellos, el general Alfredo Pérez de Aguado. La misión de los cascos azules es la de patrullar la «Línea azul», que separa Líbano e Israel, para evitar incidentes entre Hizbulá e Israel. Para ello, además de hacerlo a pie, también tienen bajo su responsabilidad tres puestos avanzados. El último incidente de la misión se produjo en enero de 2015, cuando un proyectil israelí acabó con la vida del cabo Francisco Javier Soria. (Jesús.R.G.)

Fuente: http://www.larazon.es/
Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook