jueves, 14 de marzo de 2019

El Ejército protegerá al rey de los ciberataques.


Blindar a la Casa Real de cualquier intento de intrusión en sus redes de comunicación informáticas. Ese es, básicamente, el objetivo del acuerdo que han firmado recientemente Zarzuela y el Mando Conjunto de Ciberdefensa.
El convenio, rubricado por el secretario general de la Casa de Su Majestad el Rey, Domingo Martínez Palomo, y el Jefe del Estado Mayor de la Defensa el general Fernando Alejandre Martínez, tiene validez para los próximos cuatro años.

Zarzuela no tiene capacidad para protegerse
En la exposición de motivos del acuerdo, la Casa Real explica que recurre a la ayuda del Ejército para “evitar en cuanto sea posible la creación de órganos con funciones paralelas a la Administración”.
Reconoce que Zarzuela “no dispone en la actualidad de los recursos propios necesarios para garantizar la seguridad de sus redes y sistemas de información y telecomunicaciones, por lo que requiere apoyos externos cualificados para paliar el riesgo de dichas amenazas”.

185.000 euros de desembolso
El plan de inversiones para llevar a cabo este proyecto tiene un coste de 185.000 euros, importe que irá destinado a la adquisición de equipos informáticos y licencias de software. Ninguno de los gastos, explica el convenio, podrá recaer directamente sobre el Ejército.

El Mando Conjunto de Ciberdefensa realizará periódicamente auditorías de seguridad y análisis de vulnerabilidades en los sistemas informáticos de la Casa Real. Incluidos los medios personales del rey y de la Familia Real, es decir, los ordenadores que utilizan para sus asuntos privados. El MCCD actuará también como Centro de Operaciones de Seguridad para la detección de cualquier ciberataque, y, en caso de que se produzcan, se activará un Equipo de Respuesta a Incidentes para minimizar los riesgos de la intrusión.

No tendrá prioridad sobre la Defensa Nacional
Además, el Ejército se compromete a impartir al personal de la Casa del Rey cursos de formación sobre ciberseguridad y ciberdefensa, así como tareas para “concienciar” a todos los empleados en la necesidad de usar responsablemente los medios informáticos.

Sin embargo, el trabajo que desarrolle el Mando Conjunto de Ciberdefensa en Zarzuela no tendrá prioridad sobre las necesidades de la Defensa Nacional, del Ministerio de Defensa, o de las misiones internacionales en las que participan las tropas españolas. Este supone que, en caso de una insuficiencia de medios puntual en la prestación de esta protección, la atención del MCCD se centrará prioritariamente en las propias Fuerzas Armadas.

Informe anual
El contrato entre Zarzuela y el Ejército también contempla la creación de una comisión mixta, formada por técnicos de ambas partes, cuya labor será mantener una reunión anual para evaluar los principales riesgos de amenaza. Además, se realizará un informe anual de conclusiones en el que quedarán reflejadas todas las actuaciones llevadas a cabo por los equipos de protección.

Por otra parte, el convenio incluye también una clausula de total confidencialidad, por lo que los miembros de las Fuerzas Armadas que participen en esta misión se comprometen a “no usar ni reproducir” ninguna información derivada de estas labores. Especialmente en cuanto a la protección de datos de carácter personal. (Jesús.R.G.)

Fuente: https://www.elconfidencialdigital.com/


Puedes seguir las noticias a traves de mis cuentas oficiales de  Twitter y Facebook   

El cazaminas ‘Tajo’ participa en el ejercicio ‘Poseidon 2019’ de la OTAN.

Ejercicio de formaciones

El buque, integrado en la SNMCMG-2, desarrolló las maniobras en un antiguo campo minado de la Segunda Guerra Mundial, cerca de la costa rumana. El cazaminas ‘Tajo’ ha participado del 4 al 8 de marzo en las maniobras de la OTAN ‘Poseidon 2019’ celebradas en aguas del Mar Negro, próximas a Constanza, Rumanía, en un antiguo campo minado de la Segunda Guerra Mundial. El buque, integrado desde el 1 de marzo de 2019 en la Agrupación Naval Permanente de Medidas Contraminas de la OTAN 2 (SNMCMG-2, por sus siglas en inglés), realizó un periodo de caza de 72 horas con el objetivo de verificar que la zona estaba libre de minas.

Además, en las maniobras, que se han realizado en unas condiciones muy distintas a las que suele operar el ‘Tajo’, las unidades tenían que realizar la búsqueda de artefactos colocados como práctica y llevaron a cabo varios ejercicios de maniobra y navegación, como aproximaciones y ejercicios de evoluciones. Tras participar en ‘Poseidon 2019’, el ‘Tajo’, que cuenta con la Certificación A1M que le permite operar en escenarios de crisis de alta intensidad, se dirige hacia los estrechos del Bósforo y Dardanelos, para participar en las maniobras ‘Ariadne 19’ organizadas por la Armada de Grecia. El cazaminas español estará desplegado hasta principios de junio en el Mediterráneo como parte de la SNMCMG-2 junto al buque de aprovisionamiento alemán FGS Werra y los cazaminas búlgaro y tuco (BGS Tsibar y TCG Akcacoka, respectivamente). (Jesús.R.G.)

Fuente: http://www.emad.mde.es/

Puedes seguir las noticias a traves de mis cuentas oficiales de  Twitter y Facebook