martes, 5 de noviembre de 2019

La absurda idea de Margarita Robles para cambiarle el nombre al Ejército del Aire.

Algunos políticos tienen cierta tendencia a crear problemas donde no los hay, simplemente para intentar ganar protagonismo o -lo que es peor- para desviar la atención de problemas reales.

Quiere que el EA pase a llamarse “Ejército del Aire y del Espacio”
Según acaba de informar la agencia Europa Press, durante una intervención suya en el XXIX Seminario Internacional de la Cátedra ‘Alfredo Kindelán’, la ministra de Defensa, Margarita Robles, ha propuesto que el Ejército del Aire pase a llamarse “Ejército del Aire y del Espacio”, alegando que es una realidad que “no puede ignorarse en el siglo XXI”. Me pregunto si la ocurrencia la habrá tenido ella sola mientras asistía al seminario, o si se la ha sugerido alguien. En todo caso, es una idea disparatada en varios aspectos.

¿Cuánto nos costaría este cambio?
Para empezar, la denominación de una fuerza aérea no es algo irrelevante. Es, a fin de cuentas, la marca externa por la que es identificada en el mundo. El Ejército del Aire es una marca ya mundialmente conocida. Imaginemos, además, lo que implicaría tener que cambiar todos los rótulos, nomenclaturas, papelería, etc., de nuestra fuerza aérea. Para empezar, habría que modificar rótulos como los que figuran en los recién estrenados A400M Atlas:

 
La Escuadrilla de Honores del Ejército del Aire (EDHEA) tendría que llamarse EDHEAA. Y así todas las denominaciones y acrónimos de nuestra fuerza aérea. Un desperdicio de recursos totalmente absurdo e innecesario.

El Ejército del Aire nada dedicado al espacio en su organigrama
Por otra parte, ¿es tan relevante el papel del Ejército del Aire en el espacio como para incluirlo en su denominación? Si ese ámbito de actuación tuviese cierta importancia en nuestra fuerza aérea, al menos habría un mando dedicado a eso. Sin embargo, en el organigrama del EA no hay ningún órgano dedicado al espacio. Lo que propone la ministra es como empezar la casa por el tejado.

¿Cómo denominan a sus fuerzas aéreas en otros países?
Así mismo, ¿cuál es la práctica de otras fuerzas aéreas que sí tienen un papel relevante en la carrera espacial? La más relevante y potente de todas es la de EEUU, cuya denominación oficial es United States Air Force (USAF, Fuerza Aérea de Estados Unidos), sin ninguna referencia al espacio. Rusia sí que tiene unas “Fuerzas Aeroespaciales” (Воздушно-космические силы), pero fueron creadas en 2015 con la unión de la Fuerza Aérea Rusa (que en la práctica sigue conservando esa denominación, Военно-воздушные силы Росси, como muestra su web) y las ya existentes Fuerzas de Defensa Aeroespacial Rusas (Войска воздушно-космической обороны). 

En caso de China, se denomina Fuerza Aérea del Ejército Popular de Liberación (hay, a su vez, otra rama de las fuerzas armadas chinas que se denomina Fuerza de Misiles). En cuanto a Europa, el Reino Unido sigue llamando Royal Air Force (RAF, Real Fuerza Aérea) a su ejército del aire, teniendo como tiene una división de Operaciones Espaciales. A su vez, en Francia se llama Armée de l’Air a su fuerza aérea, una denominación idéntica a la española (significa literalmente Ejército del Aire). Francia tiene un Commandement de l’Espace (Mando Espacial), pero se trata de un organismo interarmas, no algo exclusivo de la fuerza aérea. En Alemania denominan Luftwaffe (Arma Aérea) a su fuerza aérea, y en Italia la llaman Aeronautica Militare.

Margarita Robles tiene problemas reales de los que debería preocuparse
En resumidas cuentas: con la propuesta de la ministra quedaríamos como unos paletos que quieren presumir de carrera espacial sin tenerla. Y todo, tal vez, simplemente para que Margarita Robles se haga notar de cara a la formación de un futuro gobierno tras las elecciones o, lo que sería peor, para distraer la atención de la preocupante antigüedad de buena parte de nuestros aviones: EF-18 con más de 30 años de vida operativa y sin que haya planes para reemplazarlos, los C-101 al límite de su vida operativa y con unos planes de sustitución que provocan vergüenza ajena, por poner un par de ejemplos. En fin, señora Robles, dicho sea con todos mis respetos: dedíquese a lo que tiene que dedicarse y deje tranquilo el nombre del Ejército del Aire. (Jesús.R.G.)

Fuente: http://www.outono.net/
 

Si te ha gustado esta notícia, ¡compártela en tus redes sociales! 

Para obtener noticias más actualizadas siga las páginas oficiales de Twitter y Facebook 

La Fuerza de Guerra Naval Especial finaliza sus adiestramientos específicos.

La Fuerza de Guerra Naval Especial finaliza sus adiestramientos específicos

Esta última semana ha tenido lugar en Cartagena el ejercicio de adiestramiento específico de Operaciones Especiales "GNEX 02/19". El ejercicio ha sido dirigido por la Plana Mayor del Comandante de la Fuerza de Guerra Naval Especial y en él han participado los Estoles, Unidad de Embarcaciones y la Unidad de Apoyo de Servicios de la Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE). 

La Fuerza de Guerra Naval Especial finaliza sus adiestramientos específicos

Se contó con la colaboración de un destacamento de la Flotilla de Aeronaves formado por dos dotaciones de la Quinta Escuadrilla con un helicóptero "SH-3D" y también el submarino "Mistral", lo que ha permitido la integración de todas las unidades participantes refinando procedimientos ya establecidos y probando otros de nueva incorporación. Aunque no es la finalidad del ejercicio, se ha aprovechado la oportunidad de colaborar con la Flotilla de Submarinos y apoyar al curso de formación que los nuevos boinas verdes realizan en la Escuela Militar de Buceo en Cartagena. 
Como consecuencia, se han practicado distintas técnicas, prácticas de tiradores de precisión desde helicópteros, descenso en fast-rope, o evacuación de heridos. Las buenas relaciones entre la Armada y las autoridades y estamentos civiles de Cartagena se ha vuelto a poner de manifiesto en las prácticas de fast-rope (descenso desde helicóptero a través de soga) sobre contenedores que se han realizado en la terminal del puerto de Cartagena, organizada con el apoyo de la Fuerza de Acción Marítima, la Autoridad Portuaria y la Agencia Marítima Blázquez. (Jesús.R.G.)

Fuente: http://www.armada.mde.es/
 

Si te ha gustado esta notícia, ¡compártela en tus redes sociales! 

Para obtener noticias más actualizadas siga las páginas oficiales de Twitter y Facebook 

Defensa busca un dron capaz de derribar otros drones.

Radares con radio que detectan amenazas e inhiben las señales, sistemas de captura electrónica, incluso artillería de 35 mm: las Fuerzas Armadas han probado o están ejercitando distintos métodos para defenderse de la amenaza que suponen los drones enemigos, ya tengan éstos misiones de espionaje o sean ofensivos al ir armados con munición u explosivos. 

Confidencial Digital ha podido comprobar que el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), dependiente del Ministerio de Defensa, está buscando adquirir el prototipo de un RPA (Remotely Piloted Aircraft, aeronave tripulada por control remoto) “anti RPA”: es decir, que detecte, persiga y neutralice otros drones. 

Proteger posiciones o infraestructuras 
El INTA, y concretamente el Departamento de Optoelectrónica y Misilística, están desarrollando dentro del proyecto “Artemisa” un sistema completo “RPA anti RPA”, es decir, drones dedicados a combatir a otros drones. 

El Laboratorio de Guiado y Control de ese departamento está trabajando en un sistema terrestre de detección y seguimiento de aeronaves no tripuladas, y en ese contexto busca que una empresa le proporcione el hardware y el software de un dron que pueda realizar esa misión. El objetivo del INTA, que desarrolla tecnologías útiles para la defensa, es contar con un sistema para “proteger posiciones o infraestructuras que pudieran ser vulnerables a la acción de aeronaves remotamente pilotadas enemigas”, y que lo haga utilizando “tecnología láser y de visión artificial para una correcta localización y posterior seguimiento de estas amenazas RPAS en el entorno”. ¿Cómo funcionaría el sistema? 

Según los pliegos del contrato, “con las técnicas actualmente en desarrollo, es posible la determinación de la ubicación de la amenaza (apoyando la detección con otros elementos detectores), y utilizar el reflejo del haz láser emitido desde la posición a defender, sobre la amenaza, para poder seguir su trayectoria (incluso en condiciones de dinámicas de movimiento de alta velocidad). Del mismo modo, este reflejo sobre la amenaza se pretende utilizar para, una vez ubicada, poder enviar una contramedida hacia la amenaza a fin de interceptarla y, en caso necesario, derribarla”. 

Dron de ala rotatoria
El dron a adquirir será de ala rotatoria (con hélices tipo helicóptero), ya que el INTA ya ha comprado también otro prototipo de ala fija. El sistema tendrá una estación de tierra, que determinará la posición de la amenaza de otro dron que se acerque a una infraestructura o a una unidad militar. 

Una vez detectada, enviará al dron propio la trayectoria que debe seguir para neutralizar la amenaza del RPA hostil. La aeronave tripulada remotamente dispondrá de un “autopiloto” que cuando la técnica esté perfeccionada permitirá que al recibir las coordenadas iniciales calcule por su cuenta la trayectoria para frenar al dron enemigo. 

Colisión o neutralización con red
La empresa que suministre al INTA el prototipo tendrá que implementar en su dron anti-drones unas funciones que prevean distintos escenarios de “persecución y derribo”. Las opciones que por ahora se contemplan son que o bien el dron defensivo derribe al dron intruso, que amenaza una base o a tropas españolas, colisionando con él, o bien que lo neutralice “mediante red o sistema similar”. Esa tarea de persecución y neutralización requerirán que el prototipo de RPA anti RPA “deberá volar a una velocidad idónea para permitir la intercepción en el menor tiempo posible, para evitar una aproximación excesiva (en la que pueda ocasionar daños) de la amenaza a la posición defendida”. 

Sería el caso, por ejemplo, de un dron con explosivos que terminara explotando cerca de su objetivo. También deberá estar dotado de “una dinámica de movimientos lo suficientemente ágil para permitir la modificación de su trayectoria, especialmente en la fase de aproximación terminal, a fin de realizar un correcto seguimiento de la amenaza” y que el dron enemigo no se escape. Además de suministrar ese prototipo, la empresa adjudicataria tendrá que impartir un curso de manejo de la aeronave, de como mínimo 22 horas, a un grupo de entre dos y cinco operadores. (Jesús.R.G.)

Fuente: https://www.elconfidencialdigital.com/
 

Si te ha gustado esta notícia, ¡compártela en tus redes sociales! 

Para obtener noticias más actualizadas siga las páginas oficiales de Twitter y Facebook 

El aspecto que tendrán los antiguos Mirage F1 del Ejército del Aire en su nueva vida en EEUU.


Esta semana se han publicado una serie de imágenes mostrando el nuevo aspecto que tendrán 22 de los antiguos cazas Dassault Mirage F1M del Ala 14 del Ejército del Aire, retirados en 2013. Draken International usará estos cazas como aviones agresores Desde su retirada del servicio, los Mirage F1M españoles han estado almacenados en la Maestranza Aérea de Albacete (MAESAL) a la espera de un comprador. Hace dos años se tuvo noticia de la venta de 22 de estos aviones (20 monoplazas y 2 biplazas) a la empresa estadounidense Draken International, que dispone de más de un centenar de aviones, desde cazas MiG-21 y Atlas Cheetah a aviones de ataque A-4 Skyhawk, pasando por entrenadores Aero L-159E, Aero L-39 Albatros y Aermacchi MB-339 comprados a distintas fuerzas aéreas. 

Estos aviones se usan en labores de entrenamiento de pilotos y también en funciones de aviones agresores para las Fuerzas Armadas de Estados Unidos. La empresa tiene su base en el Aeropuerto Internacional de Lakeland Linder International en Lakeland, Florida, y también suele operar sus aviones en la Base Aérea de Nellis, en Nevada, donde colaboran en las famosas maniobras Red Flag, en las que también han participado cazas del Ejército del Aire. 


Las pruebas de motores y la adaptación de los cazas en los hangares de Draken 

En el verano de 2018 se difundieron imágenes de las pruebas de motor de uno de los Mirage F1M españoles por parte de Draken International: En diciembre de 2018 Air Force Magazine mostró el proceso de adaptación de los Mirage F1M, todavía con escarapelas españolas y con los emblemas del Ala 14, en los hangares de Draken: 

El nuevo camuflaje digital de los antiguos Mirage F1M españoles 
Esta semana, Draken International publicó en su página de Facebook una serie de tres fotos tomadas por José M. Ramos que muestran uno de los antiguos Mirage F1M españoles, con un nuevo camuflaje digital y con matrícula estadounidense N574EM, según apunta The Aviationist: El N574EM es el antiguo C.14-70/14-42 del Ejército del Aire, un Dassault Mirage F1EE actualizado a la versión F1M que perteneció al Ala 14 Ejército del Aire. (Jesús.R.G.)

Fuente: http://www.outono.net/
 

Si te ha gustado esta notícia, ¡compártela en tus redes sociales! 

Para obtener noticias más actualizadas siga las páginas oficiales de Twitter y Facebook