Páginas vistas en total

sábado, 19 de julio de 2014

El Gobierno autoriza a Morenés a adquirir dos BAM y reducir los EC-135.

El Gobierno autorizó al Ministerio de Defensa que dirige Pedro Morenés a la contratación de dos nuevos Buques de Acción Marítima (BAM) Oceánico para la Armada por un coste global de 333,4 millones de euros, un paso más después de haber dado el visto bueno en mayo al incremento de gasto con cargo a ejercicios futuros que permite contratar los trabajos en los astilleros de Navantia. La decisión, que debe ser seguida por la firma del oportuno contrato con la empresa pública, estipula que el coste estimado por unidad es de 166,74 millones de euros. En julio de 2011, cuando el Consejo de Ministros autorizó la contratación de otros BAM, el precio medio de estos buques se calculo en unos 148 millones por unidad. En rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, explicó que "se han recepcionado todos los buques que estaban en construcción, pero es necesario proceder a la construcción de dos nuevos". Anteriormente, en mayo, había agregado que estos buques “permitirán la sustitución progresiva de otros buques que están a punto de finalizar su vida útil”.

La construcción de estas dos nuevas unidades para la Armada se llevará a cabo durante los años 2014 y 2019 cinco años lo que equivaldría a unos 66,6 millones de euros anuales en el caso de que todos los pagos sean de la misma cuantía. Los cálculos de trabajo inicialmente aportados apuntaban a 2,2 millones de horas de trabajo, repartidos en un total de 30 meses, lo que, según los trabajadores, debería generar una ocupación para ceca de unos 300 empleados directos. Los trabajos de construcción de los dos BAM se efectuarán en los astilleros de Ferrol y Cádiz y traerán carga de trabajo no solo para Navantía sino también se supone que afectará positivamente a otros suministradores claves en estos buques como las empresas españolas Indra, Tecnobit o Sainsel y las extranjeras, MTU y Oto Melara. Hasta ahora, ni Defensa ni Armada han especificado que tipo de BAM se construirá aunque previsiblemente será la de patrullero. En su informa sobre la Líneas General de la Armada 2012, el almirante Jaime Muñoz-Delgado, jefe del Estado Mayor de la Armada,  reconoció entonces como objetivo una segunda fase de BAM formada por tres buques versión patrullero. 

En la actualidad existen tres versiones distintas. La versión patrullero (BAM-P), de las que se han entregado cuatro unidades; la versión de salvamento y rescate (BAM-SR), para salvamento, apoyo al rescate de submarinos u otros buques o artefactos hundidos en sustitución al buque de salvamento “Neptuno”, y una última configurada para labores de investigación oceanográfica (BAM-IO), para operar en aguas polares árticas y antárticas, con capacidad para dar apoyo logístico a las bases antárticas españolas para sustituir al BIO “Las Palmas”. Los BAM-P se han construido con cargo a los presupuestos del Ministerio de Defensa pero para el BAM-IO se firmó un convenio de colaboración y coparticipación en los costes con el Ministerio de Ciencia e Innovación, beneficiario de su uso. En relación con el BAM-SR, antes de su contratación, se negoció, asimismo, un convenio de colaboración con el Ministerio de Cultura para su participación en los costes. En el caso de la Armada, las cuatro unidades son: “Meteoro” (P-41), botado en 16 octubre de 2009; “Rayo” (P-42), botado el 18 de mayo de 2010; “Relámpago” (P-43), botado el 6 de octubre de 2010; y “Tornado” (P-44), borrado el 21 de marzo de 2011.

Antecedentes
El Ministerio de Defensa y la Armada Española iniciaron en 2005 los trabajos para el diseño y construcción de un llamado buque de acción marítima oceánico con el objetivo de que sustituyera  buques de tamaños y características muy heterogéneas desde  patrulleros hasta fragatas, de bajo coste de sostenimiento, plantilla reducida, alto grado de automatización y con gran capacidad de permanencia en la mar. Los buques tipo Oceánico, con una eslora de 93,9 metros y 14,20 de manga, tienen una autonomía de 8.000 millas a 15 nudos, una velocidad máxima de 20,5 nudos y un desplazamiento aproximado de 2500 tonelada. Llevan una dotación de treinta y cinco hombres y mujeres, además de poder embarcar otros 80 eventualmente. 

Los BAM sustituyen a los patrulleros y corbetas de la clase “Barceló”, “Anaga”, “Conejera”, “Toralla” y “Descubierta” y entre sus misiones se incluyen las de patrulla, protección de la zona económica exclusiva así como apoyo y auxilio a intervenciones en terceros países. Irán ligeramente armados, tendrán capacidad de rescate y asistencia a catástrofes, medios hospitalarios, transporte de materiales, lucha contra la polución marina y dispondrán de una plataforma para helicóptero. 

Reducción de helicópteros para Tierra
Por otro lado, el Ejecutivo ha decidido, asimismo, la reducción a adquirir del número de unidades de helicópteros de enseñanza EC-135, fabricado por la división de helicópteros de Airbus (anteriormente Eurocopter) destinados al Ejército de Tierra pasando de los doce inicialmente previstas a ocho. Según la reseña del Consejo de Ministros, ello producirá un remanente entre el techo del programa y lo realmente contratado que se pretende destinar a la contratación de un simulador que permita ahorrar horas de vuelo reales, disminuyendo sensiblemente los costes operacionales y de mantenimiento. La reseña oficial no especifica la cuantía del ahorro. En noviembre de 2013, este mismo Gobierno autorizó a Morenés a invertir 49 millones de euros en la adquisición de nuevas unidades de estos helicópteros con una financiación que se distribuía en tres anualidades (2013-14 y 15) con un importe de 10 millones, 26 millones y 13 millones de euros respectivamente. Los helicópteros adquiridos, con configuración de enseñanza, estarán destinados al Centro de Enseñanza de las Fuerzas  Aeromóviles del Ejército de Tierra (FAMET) para cumplir las misiones que tiene asignadas hasta el año 2025.

Recientemente, en junio de este año, Indra entregó a Airbus Helicopters el quinto de los simuladores del EC-135 en este caso destinado a Japón. Hasta entonces, había desarrollado sistemas de entrenamiento de este modelo para Dallas (EEUU), Donauwoerth (Alemania), Varsovia (Polonia) y Bagdad (Irak).. El Consejo de Ministros del 2 de agosto de 2013 autorizó al Ministerio de Defensa a adquirir compromiso de gasto para ejercicios futuros correspondientes a los programas especiales de modernización para los años 2015 al 2030. Estos programas tienen unas características de financiación que hacen que sea necesario continuas adaptaciones en su desarrollo. Con todas estas decisiones del Gobierno, explica la reseña de Consejo de Ministros, se modifican los límites y el mínimo de anualidades establecidos en la Ley General Presupuestaria para adquirir compromisos de gasto con cargo a ejercicios futuros. (J.R.G.)


Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook            

No hay comentarios:

Publicar un comentario

SI TUS COMENTARIOS EMPLEAN PALABRAS CON INSULTOS HACIA MI PERSONA, PAIS, COMENTARISTA, RELIGIÓN O QUE NO ESTE RELACIONADO CON LA NOTICIA SERAN BORRADO AL INSTANTE Y NO SERAN PUBLICADOS, SI AUN ASIN SE SIGUE INSULTANDO DEJARE DE PUBLICAR SUS COMENTARIOS PARA SIEMPRE. SALUDOS Y GRACIAS POR SU VISITA.