lunes, 13 de enero de 2020

La estadounidense Textron recurre la adjudicación del nuevo avión entrenador a la suiza Pilatus.


La empresa estadounidense Textron Aviation Inc. ha recurrido la decisión del Ministerio de Defensa de adjudicar el contrato del nuevo avión entrenador del Ejército del Aire a la empresa suiza Pilatus Aircraft Ltd. Se trata de un concurso para proveer a la Academia General del Aire con 24 aviones de adiestramiento para sustituir a los Casa C-101 Mirlo. Está valorado en 204,7 millones de euros. El avión finalmente seleccionado el pasado 26 de noviembre fue el PC-21 de la empresa suiza frente al T-6 Texan II, fabricado por Beechcraft (empresa de Textron), que quedó en segunda posición en la licitación pública. 

A juicio de la empresa Textron Aviation Ltd., «la oferta presentada por Pilatus debió ser excluida del procedimiento por no haber acreditado el requisito de solvencia establecido en la cláusula 15 del PCAP [Pliego de Cláusulas Administrativas Particulares]: La adjudicataria no ha aportado el “certificado expedido o visado por el órgano competente del sector público” en la forma y condiciones exigidas en el PCAP», reza en los motivos de fondo del recurso especial interpuesto. Así se defiende que el órgano de contratación (la Dirección General de Armamento y Material) debió excluir la oferta de Pilatus del procedimiento de licitación en la medida que no constaba (ni consta) acreditado, en los términos expresamente exigidos por el PCAP, que dicha empresa reúna los requisitos de solvencia técnica exigidos por la cláusula 15 del PCAP. 

Textron Aviation Ltd. ha interpuesto el recurso ante el Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales. El recurso recoge también cómo la oferta de la empresa suiza ofrece dos de los elementos de modo gratuito (simulador de vuelo FFS y simulador de vuelo CPT): «La realización de alguna de las prestaciones objeto del presente contrato por un precio gratuito ha de considerarse irreal y realizada en fraude de ley», se sostiene. «Parece evidente que los simuladores en modo alguno pueden tener la consideración de prestaciones accesorias a la principal», se señala también. 


Todo ello, según expone Textron Aviation Ltd., «supone una vulneración del principio de igualdad entre licitadores si atendemos al hecho de que nos encontramos ante un procedimiento negociado, en el cual para realizar su oferta final, el órgano de contratación únicamente trasladó a los licitadores la valoración de las ofertas técnicas iniciales, no de las económicas». Además, el recurso expone que «la oferta presentada por Pilatus debió ser excluida del procedimiento por no reunir los requisitos técnicos mínimos establecidos por el PPT [Pliego de Prescripciones Técnicas]: «mínima vida en servicio del avión». Ahora será el citado Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales, integrado dentro del Ministerio de Hacienda, quien tenga la última palabra.

Fuente: https://abcblogs.abc.es/

Si te ha gustado esta notícia, ¡compártela en tus redes sociales!  

Ya puedes seguir las páginas oficiales de Poderío Militar tanto en Twitter y Facebook

No hay comentarios:

Publicar un comentario

SI TUS COMENTARIOS EMPLEAN PALABRAS CON INSULTOS HACIA MI PERSONA, PAIS, COMENTARISTA, RELIGIÓN O QUE NO ESTE RELACIONADO CON LA NOTICIA SERAN BORRADO AL INSTANTE Y NO SERAN PUBLICADOS, SI AUN ASIN SE SIGUE INSULTANDO DEJARE DE PUBLICAR SUS COMENTARIOS PARA SIEMPRE. SALUDOS Y GRACIAS POR SU VISITA.